Personal que laboró en colegio MORB debe ser reconocido

  • Un gesto de consideración que no olvidarían nunca, debido a lo sensible de su trabajo.

Colegio MORB que fue habilitado para atender a casos leves o moderados de Covid, donde lograron salvar a varios que fueron hospitalizados, cerró sus puertas. Esto debido a la baja afluencia de personas, lo que en buena cuenta agranda esa luz al final del túnel que todos los loretanos esperaban.
Aún ayer, dos personas llegaban a indagar sobre la atención en ese colegio emblemático que dentro de poco será sometido a una fumigación y limpieza profunda. Las sillas se observaron absolutamente vacías. Muchas sirvieron de posaderas a personas angustiadas, asustadas, aterradas por los primeros síntomas del Covid.     
Ayer temprano el recurso humano que por semanas estuvo atendiendo a las personas, estuvo triste porque tuvieron que dejar los ambientes. Y a la vez satisfechos por el deber cumplido, pese a que a algunos les adeudan algunos pagos.
DEBERÍAN RECONOCERLOS.
A cada uno de los profesionales que se jugaron su salud, su vida en la atención a pacientes. Para lo que se prepararon, por ello es necesario un gesto del gobierno regional, del consejo regional, DIRESA y el mismo gobierno central, expidiendo resoluciones que resalten su valiosa labor en épocas de pandemia. Unos héroes en Loreto, donde la pandemia lastimó profundamente el alma de los ciudadanos. Se lo merecen.