“Reducir el proceso de Saramurillo a la Comisión Multisectorial, es cambiar la agenda”

  • Juan Carlos Ruíz, abogado del Instituto de Defensa Legal

¿Ha cumplido el gobierno los acuerdos alcanzados en Saramurillo? Ya han pasado casi 6 meses desde que se firmaron los acuerdos de Saramurillo, y las organizaciones indígenas siguen esperando el cumplimiento de cada uno de los 31 acuerdos obtenidos. El abogado del Instituto de Defensa Legal-IDL, Juan Carlos Ruíz, viene haciéndose esa pregunta que ya muchos deberíamos hacernos para saber cuál realmente es el compromiso que tiene el Estado con los pueblos indígenas.
Indica que acuerdos como la realización de un peritaje internacional con la participación de NNUU, sobre el estado actual del Oleoducto Norperuano, deben ser informados, «Tienen que decir cómo esta este proceso, que precisen si es suficiente darle mantenimiento o ya está obsoleto, o la creación de una comisión de la verdad que investigue las causas y las consecuencias de 40 años de explotación petrolera irresponsable con tantos pasivos ambientales, o el cumplimiento de los decretos de urgencia que establecen que el 10% del canon y sobre canon petrolero debe ser utilizado en favor de las comunidades nativas afectadas por la actividad petrolera irresponsable, están esperando su cumplimiento».
Expresa que si bien el Gobierno en cumplimiento del acuerdo 31 ha creado la Comisión Multisectorial encargada de elaborar una propuesta de desarrollo integral (a través de la Resolución Suprema N° 017-2017-PCM, del 30 de enero del 2017), éste no es el único acuerdo. Hay otros 30 acuerdos que el Gobierno debe cumplir.
«Reducir el proceso de Saramurillo a la Comisión Multisectorial, es cambiar la agenda, que lo único que generaría es desconocer este proceso y sus importantes acuerdos. Evidentemente, nadie se opone al trabajo de la Comisión Multisectorial. Ésta es importante. Sin embargo, las organizaciones indígenas saben muy bien que la agenda de la Comisión Multisectorial no agota la agenda de Saramurillo. Si algún funcionario lo confundiera, cometería un grave error. Por eso, ya es tiempo de que el Estado informe a las organizaciones indígenas sobre el avance del cumplimiento de cada uno de los otros acuerdos de Saramurillo, tomando en cuenta que esto es clave para establecer el nuevo trato social entre el Estado y los pueblos indígenas, de lo cual se habló tanto. Algunos de los acuerdos, los menos complicados y los que se enmarcan en las obligaciones normales del Estado, sí están en etapa de cumplimiento. Sin embargo, acuerdos más fundamentales, como los relacionados a la remediación garantizada y con participación de todos, el estudio independiente y urgente sobre el estado del Oleoducto Norperuano, y la implementación de una comisión de la verdad, no presentan ningún avance real», finaliza. (MIPR)

Comments are closed.