– Reflexión por el «Día de la Educación».
– Así lo calcula un estudio del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI).
– Apostar por la educación es clave para eliminar el trabajo infantil en el país.
– Desde hace 13 años, la Fundación Telefónica apoya en la escolarización de más de 250 mil niñas, niños y adolescentes de 19 regiones del país. 000224716W
En el marco del Día Mundial de la Educación que se conmemoró este 1 de abril y fue establecida desde el año 2003 por la ONU y la UNESCO, la Fundación Telefónica reflexionó sobre la necesidad de apoyar la educación de los niños, niñas y adolescentes que trabajan en nuestro país, como herramienta clave que les permitirá acceder a un futuro con mayores oportunidades.

Según cifras de la Encuesta Nacional de Hogares del INEI, actualmente existen más de 1 millón 300 mil menores de edad que comparten su tiempo entre trabajo infantil y asistencia a la escuela. Se calcula que los niños trabajadores acumulan en promedio tres años de retraso escolar en comparación con los niños que no trabajan. Estos datos confirman que el trabajo infantil es uno de los peores enemigos del derecho a la educación, porque incentiva el atraso y la deserción.
EDUCACIÓN:  CLAVE PARA UN MEJOR FUTURO
No obstante, que el trabajo infantil y adolescente cubre aproximadamente el 21,7% del presupuesto familiar en el Perú1. «Uno de los grandes problemas que hay que superar es cambiar la concepción de que los hijos tienen la obligación de contribuir a la economía del hogar. El lugar del niño es la escuela, no el trabajo. Debemos proteger a los niños, promoviendo que vivan las etapas  de su vida como sus derechos lo exigen, sin trabajar, con un trato digno, lleno de amor y valores», aseguró Mario Coronado, director de la Fundación Telefónica en Perú.

De acuerdo con un estudio del INEI, un adulto sin instrucción recibe un sueldo promedio de S/.157, uno que ha culminado primaria recibe S/.397 y con educación secundaria S/. 883, aproximadamente. Según estudio del Banco Mundial, un año adicional de escolaridad secundaria para los niños aumentaría su salario en el futuro en 10% a 20%, cifras que ratifican la importancia de apostar por la educación.

HACE 13 AÑOS QUE FUNDACIÓN TELEFÓNICA APOYA ESCOLARIZACIÓN
Ante este escenario, se está evidenciando esfuerzos del sector privado, de los colegios y las familias para contrarrestar el trabajo infantil y apostar por la educación para salir de la pobreza.

Un ejemplo de ello es la labor que desde hace más de 13 años, realiza la Fundación Telefónica a través de la cual ha otorgado más de 250 mil becas escolares a niñas, niños y adolescentes peruanos de 19 regiones del país, entre las que se encuentra Áncash, Apurímac, Arequipa, Ayacucho, Callao, Cajamarca, Cusco, Huancavelica, Huánuco, Huancayo, Ica, Junín, La Libertad, Lambayeque, Lima, Loreto, Moquegua, Piura y Puno.

A través de su programa social para la infancia y la juventud, la Fundación Telefónica desarrolla una intervención integral que mejora el entorno familiar, educativo y social de los beneficiados. «Apostamos por la educación como una alternativa transformadora frente a al trabajo infantil que perjudica su desarrollo psíquico, físico, social, moral y económico en el futuro de los niños», señaló el director de la Fundación Telefónica en Perú. (D.López)