-Pertenecen a una secta y el 2009 fueron acusados de quemar vivos a personas

El 03 de junio del 2009, las autoridades de los caseríos Nueva Esperanza y Manguay, pertenecientes a la jurisdicción del centro poblado de Munichis, denunciaron ante la policía nacional de Yurimaguas, que varios integrantes de Nueva Esperanza, pertenecientes a una secta denominada sabáticos, habrían asesinado quemándolos vivos a los ciudadanos Rolin Rodríguez Pizango (32) Roger Pilco Flores, Linger Sotelo Carballo y Benjamin Acosta Majipo, por que supuestamente se negaban a obedecer los mandamientos de los sabáticos, que fuera bautizada por la policía nacional luego de la captura de sus integrantes como secta satánica dedicada a quemar vivos a las personas.

Ya pasó más de un año de ese sangriento episodio que conmocionó a toda la provincia de Alto Amazonas, y ahora, Wilder Rojas Cortegana, ex teniente gobernador del caserío Nueva Esperanza, quien también junto a esposa se escaparon de las manos de los satánicos, informó que varios miembros de la secta satánica están siendo excarcelados y teme por su vida.

Rojas Cortegana dijo que si esos criminales se cruzan en su camino ordenará a la gente de su comunidad acabar con sus vidas.

«Yo fui quien les denunció y se fueron a la cárcel. He escuchado que cuando salen me buscarán y quemarán vivo junto con toda mi familia» indicó el comunero.

Dijo que los integrantes de esta secta se están reuniendo en una casa en la ciudad de Yurimaguas y quién sabe qué cosas estarán planeando hacer para hacer daño a la gente. «Ojalá la policía mantenga bien vigiladas a estas personas», anotó. (GLP)

Artículo anteriorPolicía desarticula banda de presuntos extorsionadores
Artículo siguiente«700 docentes postularán a la carrera pública magisterial en la provincia de Ucayali «