Siniestro se habría producido por un corto circuito

  • Voraz incendio consume edificio histórico de Iquitos  
  • Presidente regional fue uno de los primeros que llegó al incendiocasa queamada Foto casona 5 Foto casona 6 Foto casona 10

Un incendio que nuevamente vuelve a afectar a un patrimonio cultural de la nación. Esta vez fueron las instalaciones de la Quinta Brigada de Servicios de la Región Militar del Oriente, ubicada en el Malecón Tarapacá en Iquitos.
El siniestro se habría originado por un aparente corto circuito en ambientes, según versión de personal vinculado al Ejército, que estaban deshabitados.
El Lic. Fernando Meléndez, en su condición de titular regional y de presidente de Defensa Civil en Loreto, fue una de las primeras autoridades en llegar al lugar de los hechos en las inmediaciones del Malecón Tarapacá, desde donde dispuso el apoyo de cisternas, ambulancias Samu, escaleras, brigadas de salud y puso al personal de Defensa Nacional a disposición de las acciones dirigidas a apagar el dantesco incendio.
Las llamas consumieron en minutos los dos pisos de esta estructura que data de la época del caucho. Fueron cerca de 60 metros de frente de estos ambientes los que fueron reducidos a cenizas.
Al lugar, llegaron brigadas de los bomberos de Maynas, Punchana y San Juan, además del personal de Defensa Civil y la policía nacional, quienes tuvieron un arduo trabajo debido a que la falta de agua, imposibilitó que pudieran controlar el fuego, que amenazaba con propagarse  a las viviendas vecinas, cuyos dueños tuvieron que sacar sus pertenencias, temiendo lo peor.
La ardua labor de los bomberos se prolongó por más de dos hora para poder controlar el siniestro que hasta el cierre de este informe y de acuerdo a versión de efectivos bomberiles, no registraron daños personales.
Sin embargo, los dueños de los locales, ubicados a espalda donde se registraba el siniestro, se mostraban preocupados, debido a que se anunció que las cisternas de los bomberos se habían quedado sin agua, de igual forma, tuvieron que cortar el fluido eléctrico en la zona, debido a que el fuego estaba pegando en los cables de luz.
Los alumnos del instituto superior tecnológico «Reyna de las Américas» tuvieron que suspender sus clases por precaución y evacuar los ambientes de este local  por temor a que el incendio se propague hasta el lugar donde se encontraban realizando sus actividades académicas.
La ola de calor que soporta la ciudad también fue un aliado para que este siniestro se registre en contados segundos.
La  policía tuvo que cerrar cuatro manzanas a la redonda para evitar la presencia de curiosos.
En el lugar el presidente regional confirmó que felizmente no hubo heridos y permaneció coordinando con Electro Oriente, con los Bomberos, brindando también apoyo moral hasta asegurarse que todo quedó bajo control.
(C.Ampuero/D.López)