Joven que fue acusado por mujer de tocamientos indebidos fue puesto en libertad

  • Sostuvo que le denunciaron por no pagar un chantaje de 3,000 soles


El día de ayer dimos a conocer sobre la intervención de un joven por estar inmerso en el presunto delito contra la libertad sexual. Efectivos policiales de la comisaría Iquitos, le intervinieron luego que una joven de 18 años de denunciara por sus puestos tocamientos indebidos.
Sin embargo, Gerardo García López, el mismo día de su intervención fue puesto en libertad por parte del representante del ministerio público.
Asimismo, manifestó que fue denunciado por no haber accedido a un chantaje de 3000 soles.
“El día 29 de octubre de 2021, un colega de trabajo me pide por favor que ayude a su sobrino concediéndole trabajo y acogiéndole en mi hogar por un tiempo determinado por lo que accedí a su petitorio, puesto que mi persona tiene una empresa de venta de agua de mesa y cuento con un motocarro disponible para la finalidad de realizar los deliverys, requiriendo de una persona con mucha responsabilidad para que me apoye, por lo que acepté y más aún si es familiar de un colega que aprecio mucho. Ese mismo día, se apersonó el sobrino con su pareja a mi hogar y les brinde una habitación, ya llevaron 3 días en mi casa y el día lunes 01 de noviembre, la pareja del sobrino de mi colega se sintió mal por lo que le asistí con mucho profesionalismo dándole los primeros auxilios a petición de su pareja a las 6.30 am, y me retiré… Sin embargo, ésta presunta agraviada dijo a su esposo que mi persona le habría manoseado al momento de atenderla aduciendo que los tocamientos fueron de tono sexual y no de un profesional de salud, por lo que el esposo cegado de celos, procedió a increparme por los hechos sucedidos con un tono de voz de alta, por lo que le pedí que por favor se retire de mi hogar porque lo único que realicé fue asistirle por la petición del mismo; sin embargo, se retiró llevando mi motocarro y que si no daba la cantidad de TRES MIL SOLES, el denunciaría los hechos.
Pasaron las horas y como no accedí a su chantaje fueron a denunciar a la comisaria Iquitos, por lo que la policía se constituyó a mi hogar para realizar la detención en flagrancia delictiva, cabe resaltar que mi persona no puso resistencia, no me escondí, me apersoné voluntariamente para esclarecer los hechos materia de investigación. Se realizaron una serie de diligencias preliminares que coadyuvaron mucho en la investigación, concediéndome la libertad inmediata por la inconcurrencia de la supuesta víctima, encontrándose no habida hasta la fecha, a pesar que la policía se fue a buscarla en dos oportunidades en el domicilio que ella consignó al momento de realizar la denuncia, verificándose así que fue una denuncia maliciosa, con la finalidad de perjudicarme y chantajearme con beneficios económicos”, refirió.
El joven manifestó que dicha denuncia le perjudicó no solo personalmente sino profesionalmente. No descarta tomar medidas contra las personas que mancillaron su honor.
(C. Ampuero)