“Residuos lo vertimos al alcantarillado sin ninguna contaminación”

  • Javier Tarazona, gerente de planta de Embotelladora La Selva
  • Cuentan con una PTAR hace 8 años que arroja agua limpia al desagüe, pero se contamina en el alcantarillado
  • Sobre el ruido «encapsulamos la máquina, para que no se viertan por encima de los decibeles aprobados»

En el marco del Día de la Industria Nacional, ayer en horas de la mañana se realizó una significativa ceremonia en la Cámara de Comercio, Industria y Turismo de Loreto, reconociendo a varias empresas de Iquitos que con grandes esfuerzos se desarrollan industrialmente.
Una de las empresas reconocidas ha sido Embotelladora La Selva, conocida por su producto Inca Kola, habiendo recibido la placa su gerente de planta, Javier Tarazona.
«He recibido el galardón con mucha humildad y a la vez con mucha responsabilidad el compromiso que tenemos de mostrar un producto de la más alta calidad».
Al momento de recibir el reconocimiento usted habló de un tratamiento del agua, cuéntenos cómo es?
«En resumen, todas las industrias generan residuos. El nuestro genera residuos sólidos y líquidos. Todos estos residuos son tratados en una planta de tratamiento residual que tenemos dentro de la planta. Todos esos residuos lo vertimos al alcantarillado sin ninguna contaminación.
Y bien bonito sería que estos residuos se unan con los demás y sean tratados en el PTAR grande, pero, no es así, y el único que se perjudica son nuestros ríos. Nuestra PTAR viene funcionando hace ocho años, es una inversión fuerte que se ha hecho, y no es tanto la inversión sino el compromiso como empresa para tener nuestro planeta lo más saludable posible». Arrojan agua limpia al desagüe, pero se contamina en el alcantarillado que llega a la PTAR de Nuevo Versalles que no funciona.

EVITAR EXCESIVO RUIDO
«Esta práctica medio ambiental, dijo, definitivamente es un compromiso de la empresa no solamente en la parte de residuos industriales, sino también en el tema sonoro. Tenemos una política A1 lo que es el mantenimiento de nuestra ecología».
El tema del ruido lo tratan con paredes que no emigren, «encapsulamos la máquina, para que los ruidos no se viertan por encima de los decibeles aprobados. Los vecinos nos ayudan mucho cuando nos avisan que está saliendo mucho por acá. Pero, también estamos modernizando la compañía con motores de última tecnología».
En el tema de salud comunitaria dado que anteriormente hubo un escape de gases, comentó: «Sí, todas las autoridades nos han visitado y han podido comprobar que todos esos procesos están sumamente controlados utilizando equipos de alta tecnología». (Diana LM.)