Jefe del Deprove de Iquitos informó en conferencia de prensa la modalidad de bandas delictivas que vienen operando

  • Al clonar vehículos para venderlos a incautas personas


La Sección de Prevención e Investigación de Robo de Vehículos (SECPIRV Iquitos de la IV Macro Región Policial de Loreto, ejecutan de forma diaria operativos programados, inopinados y con información de los órganos de inteligencia, logrando intervenir a personas y bandas criminales, tanto en flagrancia del delito (hurtos y robos), así como por receptación, cuando son hallados con vehículos que cuentan con órdenes de captura vigente, y otros delitos que más adelante detallaremos.
El Teniente PNP Rafael Alegre Osores, en su condición de jefe de dicha unidad especializada mencionó y recalcó que los delitos contra el patrimonio más comunes que van contra los vehículos automotores, son el hurto, robo y receptación, habiendo casos en los que los delincuentes, que tienen en su poder a dichos vehículos, extorsionan a los agraviados, con la finalidad de solicitarle una suma de dinero considerable a cambio de la devolución de su vehículo, siendo amenazados, con que si no realizan el pago, su vehículo será desaparecido o vendido a otras personas y no volverán a verlo; sin embargo, en los últimos meses han incrementado de manera alarmante otro delito, que no estaba siendo tomado en cuenta muy a fondo, tanto por las autoridades policiales, Ministerio Público o Poder Judicial, el cual es el delito contra la fe pública falsedad-genérica, en la modalidad conocida como la suplantación de identidad vehicular o “clonación vehicular”.
Esta modalidad consiste en suplantar de manera intencional, la identidad original o campos numéricos del vehículo de procedencia ilícita (es decir los códigos de identificación del motor y VIN o serie), por otros campos numéricos libres de circulación y sin problemas policiales ni órdenes de captura vigentes, logrando con ello, que el vehículo a simple vista, no tenga inconvenientes para circular o sea vendido a ciudadanos incautos.
Para un buen entendimiento, como se describió anteriormente, la clonación vehicular, consiste en la suplantación de manera intencional, de la identidad original del vehículo de procedencia ilícita, para ser reemplazado por otra identidad libre de órdenes de captura, existiendo para ello, dos tipos de clonación vehicular:
REGRABACIÓN DE LOS CAMPOS NUMÉRICOS:
Este método utilizado por las bandas criminales y organizaciones criminales, consiste en erradicar mediante el pulido o limado, los campos numéricos del motor y el número de serie o VIN del vehículo, a fin de grabar sobre dicha superficie, otros campos numéricos pertenecientes a otros vehículos con similares características al original, y tratando de coincidir con su año, modelo, color y características particulares, lo cual es realizado por una persona a quien llamaremos “CLONADOR”.
INSERTACIÓN DE LOS CAMPOS NUMÉRICOS:
Este método utilizado por las bandas criminales y organizaciones criminales, consiste en erradicar los campos numéricos del motor y serie o VIN, de manera definitiva, es decir, al motor le cambian la tapa o Carter del mismo, reemplazándolo por otro, que en muchas ocasiones son provenientes de vehículos siniestrados o libres de denuncias; por otro lado, en cuanto al número de serie o VIN, seccionan y cortan de manera definitiva, la parte del cuello o pívot de la estructura metálica del chasis, a fin de ser reemplazado por otro, libre de denuncias, y reforzado con soldadura mecánica, lo cual se nota a simple vista, y es realizado por personas conocedoras del ámbito de la mecánica.
En la presente conferencia de prensa, tenemos a la vista, vehículos que han sufrido la adulteración de sus campos numéricos de manera intencional, como antes se mencionó, estos vehículos han sido “CLONADOS”, los cuales, luego de haber sido detectados por personal policial del área de patrullaje y confirmados por personal especializado (peritos en identificación vehicular), fueron sometidos al procedimiento de revenido químico, el cual consiste en la restauración de los campos numéricos originales, pudiendo establecer su verdadera identidad vehicular y con ello, certificar la orden de captura vigente con que cuentan dichos vehículos, en la mayoría de los casos.
Varios de estos vehículos que tenemos a la vista, fueron detectados cuando ciudadanos de diferentes partes de la ciudad de Iquitos, se hicieron presentes a esta unidad policial a fin de solicitar un certificado de identificación vehicular, en el que se plasma la originalidad de los campos numéricos y si cuenta con alguna orden de captura vigente, siendo el caso que, los ciudadanos referían que solicitaban dicho documento, a fin de formalizar y regularizar el procedimiento de compra venta ante el notario y SUNARP, compra que realizaron a personas que no conocían y en puntos de venta informales, teniendo como resultado la estafa por parte de estas personas, ocasionando que la víctima pierda el vehículo, pierda su dinero realizado por la compra y en muchos casos, hasta pierda su libertad, por circular con este tipo de vehículos, puesto que también fueron detectados en los diferentes operativos que la IV Macro Región Policial de Loreto, viene realizando de forma diaria y continua.
Por lo antes detallado, se sugiere, se conmina y se invoca a los ciudadanos de Iquitos y del Perú, que no compren vehículos de los cuales se sospeche su procedencia ilícita, ni en puntos de venta no autorizados, toda vez que pueden perder todo lo invertido, el vehículo y su libertad, recordando siempre que, detrás de un delincuente disfrazado de vendedor informal, existe una familia, un agraviado, que quedáramos sin su sustento de vida les arrebataron el ahorro de su vida y que en muchas ocasiones, ese vehículo que compras, está manchado con su sangre, por evitar que se lleven su propiedad. (C. Ampuero)