Gran Tierra Energy les prometió trabajo y apoyo social, pero no les cumplieron

– Formarán organización en defensa de la cuenca del Momón

– Confiesan haber dado sus firma para que ingresen en base a promesas -ahora- incumplidas.

– Primera reunión con los 33 caseríos del Momón será después de las elecciones del 10 de abril.

Por: Luz Marina Herrera.

Bajo el intenso sol reportado el día de ayer, a bordo de un pequeño bote sin techo, después de 2 horas y media se pudo llegar a la comunidad de «Gen Gen», ubicada en la cuenca del río Momón. El año pasado, la empresa petrolera Gran Tierra Energy llegó hasta el mismo lugar para reunirse con los representantes de algunos caseríos del Momón, a quienes les sacaron una firma para que puedan ingresar a desarrollar el proyecto de exploración, que a futuro será la explotación de petróleo en toda esa cuenca que tributa al río Nanay.

Ex petrolero afirma que no desea para la cuenca del Momón la contaminación existente en el río Corrientes.
Ex petrolero afirma que no desea para la cuenca del Momón la contaminación existente en el río Corrientes.

Hasta hace poco han estado haciendo la línea sísmica, los pobladores estaban ya acostumbrándose al ruido de los helicópteros que llegaban al lugar. A los que sólo miraban y escuchaban, puesto que ningún morador del lugar fue captado para trabajar en el proyecto.

 

«Ellos llegaron acá con el cuento que nos darían trabajo, nos convencieron porque dijeron que darían mucha medicina al pueblo, paquetes escolares, nos dotarían de agua potable y más luz con paneles. Y no sólo eso, prometieron que de cada comunidad llamarían a un buen grupo de hombres para que trabajen en esas líneas, ahora han concluido y nos hemos enterado que para eso contrataron a una empresa tercerista que llegó con su gente dejándonos a nosotros como simples espectadores de la desgracia que han hecho con el medio ambiente que rodea nuestros caseríos», declaró el ex petrolero y ex alcalde de Villa Trompeteros (año 91), Hildebrando Jesús Sajami.

 

Mientras que el tnte. gobernador de Gen Gen, Manuel Del Águila, fue uno de los más entusiastas a la hora de participar en la reunión que convocó a representantes de 6 comunidades de las 33 existentes.

 

«Creo que ha llegado la hora de unirnos entre todos los dirigentes, para exponer todo lo que ha pasado en el Momón y además prevenir la explotación que podría venir a futuro con Gran Tierra Energy, puesto que ya han demostrado que no son serios, prometieron trabajo y apoyo social y no han cumplido. Tenemos que reunirnos y ver quiénes están de acuerdo con la empresa y quiénes no, ya que después llegaría a explotar el petróleo y podría pasar igual que en otras cuencas que ahora están contaminadas», dijo Manuel.

 

La reunión entre dirigentes de la zona y la organización «Pachaclama» se desarrolló en el local educativo del lugar. «Esa línea sísmica que han hecho está tan sólo a 5 kilómetros de la comunidad, yo he trabajado por años en el Corrientes y pienso que ahora tenemos que organizarnos antes que esos desastres (contaminación) ocurran acá. Ahora nos hemos dado cuenta como no hemos reparado en que el Lote 122 está en pleno Iquitos afectando a Punchana, San Juan, Belén y el mismo Iquitos. No sé por qué la empresa de agua no se ha pronunciado ampliamente porque de la cuenca del Nanay, de donde sacan el agua para potabilizarla, también están haciendo exploraciones y a futuro explotaciones», mencionó Sajami.

 

Uno de los invitados al evento fue el indígena José Fachín, de la zona del Pastaza, quien contó su experiencia de vida en la zona donde Pluspetrol explota petróleo, donde incluso fue a la cárcel con otro grupo de comuneros por haber protestado. «Lo primero que ustedes tienen que decidir es qué quieren sobre el tema, si desean que la empresa continúe o no continúe, eso lo deben tener claro. Otra cosa, deben consultar con todas las poblaciones, con toda su gente, a nadie se le puede exigir nada, todo es cuestión de diálogo y decisiones en conjunto», expuso.

 

«Otra cosa que estamos cansados acá, dijo Sajami, es que los albergues que están en la cuenca no dejan nada a cambio por estar en nuestra zona, aportan a Iquitos, pero a nosotros nada y ellos están ocupando la biodiversidad del Momón. No tenemos apoyo de nadie, cuando vamos a la municipalidad o al gobierno regional, nos hacen cansar y retornamos sin nada», contó.

 

Finalmente, los pocos dirigentes que estuvieron en la reunión, acordaron volver a reunirse a fines del mes de abril para formar una directiva que junte a todos los pueblos para impulsar la organización en defensa de la cuenca del río Momón, ante el inminente retorno para la explotación de petróleo de la empresa Gran Tierra Energy, dueña del Lote 122, ubicado en el «corazón» de Iquitos.