Han concluido dos años de la gestión edil que se inició con el alcalde suspendido Charles Zevallos, continuada luego por la alcaldesa Adela Jiménez Mera, quien viene dándole mayor atención a la zona monumental. Pero aún le falta mucho por hacer.

Hueco peligroso y hueco en la estatua de la heroína Balbina Soto.

Hueco peligroso y hueco en la estatua de la heroína Balbina Soto.

Si bien es cierto las autoridades ediles se deben ocupar de casos mayores, siempre es bueno que estén enteradas de lo que ocurre en diversas partes de la provincia para que puedan tomar acciones correctivas en el menor plazo posible.

Sin embargo, el tema del ornato está a cargo de una dirección y el responsable de la misma sí tiene la obligación de observar detalles negativos en el corazón de Iquitos para tratar de resolverlos de manera positiva.

Desde hace años los peatones, turistas y conductores de vehículos al pasar por el mencionado bulevar que colinda con la primera cuadra de Morona, observan la dejadez plasmada en la estatua de la heroína loretana Balbina Soto García, estatua rota en la parte posterior que aún no tiene arreglo. Igualmente hay que desplazarse con mucho cuidado por el lugar puesto que un buzón está sin tapa, lo que es una trampa mortal para cualquiera que pase por el lugar.

Se espera que los responsables de mejorar el ornato en Iquitos se percaten de los detalles y cuanto antes puedan darle la solución esperada.