-Ríos siguen descendiendo alarmantemente

Los días pasan y el nivel del río amazonas sigue descendiendo alarmantemente. Según el Senamhi, actualmente registra 105.85 metros sobre el nivel del mar.

Este fenómeno natural, conocido como vaciante, y que este año se viene manifestando de manera extrema, está perjudicando de sobremanera a la actividad comercial y al transporte fluvial en la ciudad de Iquitos.

Por ejemplo, las embarcaciones ya no pueden acoderar en los puertos porque estos se han quedado prácticamente sin agua. Ahora, las lanchas se quedan varadas en la boca del río amazonas y la carga solo puede ser traída en pequeños botes.

Este problema ha ocasionado que algunos productos regionales cuesten el doble de su precio real, como es el caso del plátano, cuyo racimo normalmente vale 6 soles, pero ahora cuesta entre 12 y 13 soles. Lo mismo sucede con la yuca, la sandía y el aguaje.

Los estibadores o “chaucheros” también están sintiendo el fuerte impacto de la vaciante de los ríos. Estos recios trabajadores tienen que esperar varias horas para poder tener clientes, ya que así nomás no llegan embarcaciones.

Por otra parte, el abastecimiento de agua potable en Iquitos se está dando con normalidad, debido al plan de contingencia implementado por la empresa Sedaloreto conjuntamente con Defensa Nacional.

Inclusive, el río Nanay, que abastece a la planta de captación, habría subido su nivel en cinco centímetros, según información brindada por el jefe de Defensa Nacional, Robert Falcón. (MC).