«Queremos ayudar a Loreto, a la Amazonía y al mundo desde nuestra posición»

  • Comandante del Centro de Investigación de Enfermedades Tropicales:
  • Capitán de Navío Guillermo Pimentel asumió su nuevo cargo en marzo.
  • «Hacemos investigación para prevenir y controlar las enfermedades». 

‘La Región’ tuvo el honor de conocer por dentro el Centro de Investigación de Enfermedades Tropicales (NAMRU-6), que funciona en las instalaciones del Hospital Naval, en la ciudad de Iquitos, pero que también tiene sedes en Lima y Puerto Maldonado.
El comandante de dicho centro, capitán de Navío Guillermo Pimentel, fue el que junto al doctor Max Grogl, director de Investigación Científica del Namru, y el Capitán de Navío, Jose Cam Chiock, nos guiaron y dieron información sobre los trabajos que ahí se hacen.
El capitán Pimentel, hombre experimentado de la Marina de los Estados Unidos de América y con una hoja de vida admirable (estudioso, veterano de la Guerra del Golfo Pérsico I, que ocupó cargos muy importantes en Medio Oriente, Asia, África y América), acaba de asumir el cargo en marzo y espera desde su posición ayudar a la población amazónica y mundial, ya que ahora tiene a su cargo uno de los centros más importantes del planeta en cuanto a investigación de enfermedades tropicales se refiere.
«Iquitos es un sitio muy importante para el estudio de las enfermedades infecciosas como la malaria, el dengue, la diarrea que causa mucho daño a la población. Es por eso que tener este Centro es muy importante para poder estudiar y entender el impacto de esas enfermedades, cómo poder controlarlos, establecer la estrategia y hacer la investigación para prevenir, como por ejemplo el desarrollar las vacunas.
También el desarrollar tecnología para poder detectarlos y diagnosticarlos mucho más rápido. Iquitos se presta para eso, acá podemos estudiar estas enfermedades, podemos coger conocimiento para ayudar a nuestra población local, mundial y a nuestras fuerzas armadas peruana y norteamericana.
Como es sabido, nosotros convivimos con esas enfermedades. En la historia de la humanidad solo hubo un virus que se ha podido erradicar del mundo, que es la viruela. Los demás siempre van a estar aquí, tenemos que desarrollar medidas preventivas, mejores tratamientos y tecnología nueva para detectarlos mucho más rápido y que el impacto en la sociedad sea menor», indicó el oficial.
Una de las claves de controlar las enfermedades como el dengue, zika y otros, resaltó el militar, es la prevención comenzando desde las familias y siguiendo por las autoridades.
«Cuando hay mucha lluvia, la población de zancudo sube, es ahí que se debe fumigar y por eso hay que mantenerse monitoreando y tener la vigilancia de cómo están las poblaciones de los mosquitos, y eso parte de lo que nosotros hacemos acá en Iquitos. Nuestros investigadores y técnicos de campo van por diferentes casas y lugares, esa información se entrega a la Diresa para que sepan y así ayudarles a prevenir las enfermedades infecciosas.
Nosotros tenemos una relación extremadamente positiva y bien buena, todos los estudios que hacemos ellos lo aprueban, yo no puede trabajar acá sin eso.
Por ejemplo, tan pronto nosotros detectamos el zika rápidamente llamamos a la Diresa, les dimos la muestra para que ellos tomen cartas en el asunto. Hoy en día tenemos un sistema donde cada vez que detectamos un caso de zika, automáticamente llamamos al sector salud, les damos la información y puedan tomar acción.
Nuestra labor en Iquitos en este Centro es para diagnosticar y detectar, o sea recogemos la muestra, la traemos aquí, hacemos los exámenes y compartimos la información al sector salud. Esas muestras también la llevamos a Lima para compartirlo en el laboratorio. Nosotros entendemos la importancia del trabajo que estamos haciendo para la salud mundial», refiere.
Para el capitán, el Centro de Investigaciones de Enfermedades Tropicales en Iquitos, es uno de los mejores que ha podido ver en el mundo.
«Lo bueno es que los investigadores son peruanos, son gente de Loreto. Yo soy el jefe, pero yo estoy en Lima, yo vengo a Iquitos y veo que el poder científico está aquí. La información que sacamos aquí es publicada en las revistas científicas internacionales, estamos poniendo a Loreto en el mapa.
Otra cosa es que al estar aquí nosotros colaboramos con muchas universidades de Estados Unidos, ellos vienen con su poder científico y trabajamos en conjunto. Todo esto es para ayudar a la comunidad de Loreto, de la Amazonía y del mundo desde nuestra posición porque las enfermedades infecciosas no conocen barreras, no saben de fronteras y por eso es importante tener la vigilancia para poder entender la biología de estos patógenos.
Hoy en día no hay tratamiento contra el zika, por eso es importante tener este Centro donde podamos obtener información junto con el Ministerio de Salud y las universidades peruanas y extranjeras, para poder investigar», finalizó diciendo Guillermo Pimentel. (Gonzalo López)

Comparte esta noticia en:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email