Policías y choferes del Ministerio Público de Loreto estarían cometiendo delito de Peculado de Uso en agravio del Estado

  • Utilizan vehículos oficiales para realizar labores particulares en horario laboral y no laboral  

En la actualidad, los delitos contra la administración pública cometidos por servidores del Estado se ven incrementados ante los hechos de corrupción descubiertos y que fueron de conocimiento de la opinión pública. Ello ha permitido que se agilice una decisión política para su persecución y sanción a los protagonistas, habiéndose creado unidades de investigación especializada tanto a nivel de la Policía Nacional de Perú, la Fiscalía de la Nación-Ministerio Público y el Poder Judicial.
El delito de Peculado de Uso, según el artículo 388° del Código Penal, literalmente dice: «El funcionario o servidor público que, para fines ajenos al servicio usa o permite que otro usen vehículos, máquinas o cualquier otro instrumento de trabajo pertenecientes a la administración pública o que se hallan bajo su guarda, será reprimido con pena privativa de libertad no mayor de cuatro años».
Bajo  este contexto,  las dependencias policiales de la Región  y el Ministerio Público del distrito fiscal de Loreto, tendrían que ser más  celosos y cuidadosos con el personal a su cargo, ya que estarían utilizando las camionetas de uso oficial y demás pertrechos  militares, para  uso personal y no oficial.
De acuerdo a una investigación, en el Ministerio Público de Loreto los trabajadores que cumplen labores como choferes de las diferentes camionetas  destinadas a funciones administrativas y operativas a cargo de un determinado fiscal,  muchas veces, cometen el delito de Peculado de Uso, al utilizar las camionetas para realizar labores particulares donde se gasta el combustible asignado para fines oficiales, entre ellos sobresalen las camionetas con placa de rodaje GH -779 y GH -780, que llevan el logo del Ministerio Público-Fiscalía de Loreto, cuyos choferes en horario no oficial conducen dichos  vehículos para realizar labores ajenas a lo establecido por sus superiores. Ambas camionetas fueron captadas en la calle Magdalena  Nueva con Sargento Lores, a la 1:30 de la tarde.
Mientras que el vehículo patrullero asignado a la comisaría de Moronacocha, con placa de rodaje PG – 809 ( PL – 21223) en reiterada oportunidad sale del radio de su responsabilidad para realizar acciones ajenas a lo previsto por su comando, lo cual se presume que no registraría en el respectivo libro de control de la hoja de ruta  de la mencionada dependencia policial, habiendo sido captado a horas 12.05 pm. hasta las 12.45 pm. del día 23 de marzo del 2017, en la intersección de las calles 3 de Octubre con Periodistas, en el distrito de Punchana,  donde su conductor lo tenía estacionado luego de haber realizado labores al parecer no oficiales.
Por otra parte, ante la complicidad de los miembros de la Policía Nacional del Perú destacados en el puesto  de Isla Santa Rosa, frontera con Colombia, en actos delictivos, el teniente gobernador, José Ahuanari Iriarte y el alcalde delegado del centro poblado Isla Santa Rosa, Jack Iván Yovera Peña, vienen mostrando su preocupación con miembros de la comisaría y del destacamento antidrogas de la PNP de dicho sector,  porque en varias oportunidades los efectivos participan en colusión con los delitos de Trata de Personas, narcotráfico y peculado de uso en agravio del Estado, brindando seguridad a personajes dedicados a actos ilícitos, empleando la logística que su comando  les asigna; tal es así, que dichas autoridades vienen exigiendo ante el comando de la Región Policial Loreto, la inmediata remoción o cambio  de todo este personal especialmente del suboficial técnico de 2da. PNP Juan Manuel Culqui Rucoba,  miembro que está en su puesto por más de tres años y  viene rotando de Isla Santa Rosa a Islandia, por lo que  conocería todo el manejo de la corrupción e involucra a los nuevos policías a ser partícipe de los ilícitos.
De Igual forma, los efectivos de la comisaría PNP de Isla Santa Rosa, en muchas ocasiones y particularmente los fines de semana cuando asisten a los centros de diversión y bares existentes en este centro poblado, a consecuencia de haber libado  bebidas alcohólicas y estando en  estado de ebriedad, se ponen violentos y abusivos cometiendo indisciplina que ponen en riesgo la vida de los pobladores y las suyas al realizar disparos al aire con su arma de reglamento.
A mérito de estos actos,  el teniente  gobernador de Isla Santa Rosa,  habría presentado quejas sobre estos hechos al reciente comisario sectorial, suboficial técnico de 1ra.  PNP Róger Sánchez Córdova,  quien manifestó que tomaría cartas en el asunto y daría con los responsables de estos actos de mala conducta, pero hasta ahora no ha hecho nada al respecto, permitiendo que en esa zona se denigre la imagen de la gloriosa Policía Nacional del Perú.  (Gonzalo López)

Comparte esta noticia en:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email