• Como medida de protesta
Las protestas continuaron en la zona de frontera con Colombia. Los padres del menor de 11 años que fue encontrado sin vida debajo de una casa de Islandia, en la provincia de Ramón Castilla, en Loreto, llegaron hasta la localidad de Caballo Cocha para protestar en el frontis de las sedes del poder judicial, Ministerio Público y la comisaría de este sector fronterizo, esta última casi es tomada por los manifestantes como medida de protesta.
El comisario de esta dependencia policial en todo momento trató de calmar los ánimos de los manifestantes, pero era imposible calmar a la turba, por lo que tuvo que pedir refuerzo a personal policial antidroga instalado en la localidad de Caballo Cocha.
Los protestantes rompieron las ventanas del vidrio de la sede del Poder Judicial, lanzando piedras y palos, en señal de protesta. También tuvieron un enfrentamiento verbal con agentes de la Policía Nacional, quienes vienen resguardando estas instituciones del Estado.
Los pobladores que llegaron hasta la localidad de Caballo Cocha, realizaron una marcha de protesta por las principales calles de esta localidad. Cada uno portaban pancartas y exigían justicia y que este crimen no quede impune.
Como se sabe, el juez Javier Rubio Zavaleta, declaró infundado el pedido de prisión preventiva de 9 meses por parte del fiscal, debido a que habría habido una desidia durante la investigación, por parte del Ministerio Público y de la misma policía
Entre tanto, Edson Pachari Calloapaza (43), en su defensa, dijo ser inocente y que al momento del crimen él se encontraba sentado en el mercado de Islandia y que todo lo que se dice de él no se ajusta a la verdad.
(C. Ampuero)