Vecinos no están dispuestos a que les quiten sus propiedades levantadas con tanto esfuerzo.
Al parecer los que trabajan en el Organismo Público Infraestructura para la Productividad (OPIPP), un ente que nació para sacar adelante el proyecto del alcantarillado, así como el tren Iquitos Yurimaguas, de infeliz recordación y que debería haber desaparecido por el fracaso de su administración; ahora quiere quitarles sus casas a los propietarios ubicados por donde pasará la pista de los “Padres Agustinos”.
El pasado 29 de noviembre 2021 el Ing. Agrónomo Víctor Soto Vásquez, actual director ejecutivo de OPIPP, envió una carta a los propietarios de casas ubicadas en terrenos por donde pasará la vía anunciada. Les habla de inicio de proceso de negociación, pero más que negociación, el texto de la carta remarca una imposición con destellos de amenaza.
La carta fue girada a un promedio de 15 casas ubicadas por el sector oeste de Iquitos, margen izquierda de la carretera Pampa Chica. OPIPP les da a conocer de la ejecución del proyecto: “Mejoramiento del servicio de transitabilidad de la prolongación Navarro Cáuper- Villa San Juan, Maynas Loreto”.
“Que habiendo determinado que usted es propietario del predio expedida por la SUNARP-Loreto, la misma que se encuentra dentro del área de influencia del proyecto; se procedió a realizar una tasación conforme a Ley en la cual se determina que el valor de su vivienda asciende a 11,205 soles.
Se le comunica la intensión de adquirir el predio que usted viene posesionando de conformidad con lo establecido en la Ley marco de adquisición y expropiación de inmuebles de propiedad del Estado.
Concediéndole el plazo de 15 días hábiles para comunicar su aceptación. En caso de no recibir su aceptación se procederá conforme a lo que manda la Ley de expropiación. Es decir, se considera rechazada la oferta y se dará inicio el proceso de expropiación” dice la carta de OPIPP. Una carta cargada de imposiciones al mejor estilo de las dictaduras.
En buena hora los vecinos afectados han salido a defenderse y mencionan que no darán tregua hasta que se respete su propiedad y se abra un diálogo frente al tamaño del proyecto. “¨Prácticamente nos quieren arrebatar nuestras casas con pagos míseros y no se lo vamos a permitir, por algo tenemos nuestro título de propiedad. ¿OPIPP no sabe lo que es un título de propiedad? ¿Qué se creen que somos ignorantes?” Interrogaron.
Parece que los de OPIPP no conocen qué en el mundo entero, hay vías que se han hecho y han tenido que abrirse para dejar a las casas en las zonas donde están, ante la negativa de sus propietarios.
Les falta un poco de tacto, de empatía para iniciar diálogo con las personas y lograr un objetivo deseado por Iquitos desde hace años a fin de descongestionar las avenidas Quiñones y Participación.

Artículo anteriorVariante Ómicron podría presentar casos en Loreto
Artículo siguienteInterpusieron denuncia penal contra servidores del Sub Cafae sector educación