Cuando se habla de invertir, hay quienes cierran esta posibilidad sin pensar si quiera en las posibilidades cada vez mayores que ofrecen los mercados.

Muchas justifican su negativa a invertir mediante el salario bajo que reciben, las deudas que tienen, o la incapacidad para llegar a fin de mes.

Sin embargo, hay otras que teniendo mayor conocimiento sobre sí misma han decidido ahorrar en lo que puedan e ir formando una fuente de ahorro.

No obstante, los cuestionamientos y dudas sobre en qué invertir y qué es básico saber no tardan en aparecer. Incluso, muchos han escuchado y se preguntan por qué invertir en oro. Por eso a continuación se muestran algunos aspectos a considerar.

Opciones de inversión no convencionales

Internet ha sido fundamental en el proceso de ampliación de las formas de inversión, La tecnología blockchain, específicamente, al configurarse por múltiples nodos independientes hoy permite realizar transferencia sin necesidad de que un tercero, como puede ser un banco o casa cambiaria intervenga.

La información es codificada y validada por toda la cadena de bloques, sin posibilidad alguna de que se elimine o modifique. En otras palabras, todo queda registrado.

El mercado de criptomonedas caracterizado por utilizar esta nueva tecnología viene hace doce años, y pese a su segunda gran crisis, muchos expertos declaran que seguirá su desarrollo con fuerza. Hoy estaría solo pasando por un corrección en su valor y es de esperar que otras monedas hagan competencia al dominante Bitcoin.

Otra opción a la hora de invertir es el mercado Forex. Sobre este mercado hay tanta información como la hay sobre el mercado de criptomonedas en internet.

Dentro de él se negocia el denominado ‘pares de divisas’. Uno de los pares más comunes es dólar estadounidense y euro.

De todas las divisas, aquí la más importante es el dólar estadounidense. Representa el setenta y cinco por ciento del total de transacciones. Siguiendo un orden de importancia mayor a menor, también son relevantes otras divisas. La libra esterlina, el yen japonés, y el franco suizo, por ejemplo.

La ganancia se determina por la diferencia que existe entre el precio que se compra la primera divisa, y el precio que se venda la segunda.

Terminología que todo inversor conoce

En el mundo de las inversiones, más allá de en qué se decida invertir, hay terminologías que son básicas y todos los inversionistas conocen.

A continuación, mostramos las más básicas a la hora de invertir

1. Precio de venta: precio al que está disponible un activo.

2. Oferta: propuesta de precio que un inversor propone para comprar un activo.

3. Apalancamiento: invertir más cantidad de dinero del que se posee.  Con el objetivo de obtener mayores ganancias, se asumen más riesgos.

4. Bear Market: señal de un momento en que el valor de un activo cae.

5. Bull Market: contrario al bear market, alerta sobre cuándo un activo aumentará su valor.

6. Stop Loss: tope del precio más bajo que podría alcanzar un activo. Si el mercado cae, el inversionista no continuará perdiendo su dinero.

7. Take Profit: contrario del stop los, es el tope de valor más alto que un activo puede alcanzar. Si el precio llegara a caer repentinamente, las ganancias están garantizan.

Un concepto que atraviesa a todos los anteriores, es la volatilidad, es decir, las variaciones del valor que puede presentar un activo y los mercado en general: en cuanto más sean los movimientos del valor, más volátil será un activo o mercado.

Una buena manera de dar cuenta de esto es la suscripción a plataformas que trabajan con datos del mercado, permiten al inversor tomar decisiones basadas en los movimientos de precios de diversos activos, e incluso otorgan bonos de bienvenida que se agregan al capital inicial.

Artículo anteriorCuninico pide declaratoria de Emergencia por contaminación petrolera
Artículo siguienteJUZGADO UNIPERSONAL