Ad portas de llevarse a cabo las elecciones generales para elegir presidente de la República y congresistas, el pleno del  Congreso de la República, acaba de aprobar el proyecto de ley, que otorga las herramientas legales al RENIEC, orientadas a eliminar el “voto golondrino” en las elecciones.
El voto golondrino se da, mayormente,  en los distritos alejados, distantes de la capital provincial, donde una  agrupación política no tiene mayoritaria aceptación, enviando a un número considerable de sus partidarios a votar por su candidato que con seguridad ganará por haberse incrementado el número de votantes de su agrupación política. Con esa actitud se desvirtúa totalmente la voluntad de la población, porque esa, en realidad, no es su decisión. En el anterior proceso electoral regional y municipal, varios distritos, entre  ellos Mazán, fue blanco de los votos golondrinos que finalmente torcieron la voluntad electoral  de los pobladores de este distrito.
Existen drásticas sanciones para quienes se presten a esta jugarreta y para quienes lo permitan. De lo que se trata es de fortalecer la democracia, de no burlarse del elector, de no permitir que un candidato, repudiado por el pueblo, que conoce que no es digno de su voto, sea finalmente elegido, pero por votos que no son de la gente de su pueblo, totalmente ajenos, de esos electores que desaparecen del lugar una vez finalizado el proceso eleccionario.
Este tipo de medidas legales deberían incrementarse, para que el país vaya incrementando su vocación de ejercer la democracia y así tenga el amparo y el respeto del Estado en su decisión de votar por tal o cual candidato o agrupación o partido político.
Por otra parte, el Congreso, también aprobó el proyecto de ley de la curul vacía, que plantea que en caso de que un congresista sea desaforado, éste no podrá ser reemplazado por un accesitario de su partido, sino que el escaño, quedará vacío. Esta medida se aplicará para casos en que los legisladores tengan sentencia por narcotráfico, terrorismo, trata de personas y lavado de activos como resultado de estas actividades delictivas.