Limpieza general

En todo sentido necesitamos limpieza. Tan solo el verbo limpiar se puede aplicar a diferentes acciones en la vida sea personal, en gobierno, en agrupaciones y en la política en general. Puesto lo que estamos viviendo como ciudad, región y país, es un remezón tipo terremoto.
Lamentablemente tenemos que sobrevivir en este escenario donde muchos intereses se entrecruzan, siendo los más afectados los que se encuentran en el escalón de la extrema pobreza, pero finalmente las ondas expansiva nos llega a todos en menor o mayor medida.
Tenemos en frente un reto muy grande, que va más allá de capacidades académicas, de títulos, de grados y de experiencias, es un tema de actuar con limpieza al margen de intereses propios o ajenos; es más bien ver el interés general de todos como pueblo camino a consolidarse como una metrópoli, y en toda la región ver los intereses desde caseríos, comunidades y localidades de mayor densidad poblacional.
Pensamos que nadie en su sano juicio puede desear una debacle para la región por lo que las autoridades que nos gobiernan tienen que superar momentos cruciales, como el que atraviesa el gobierno regional de Loreto, primero con un ex asesor y un ex director regional, y ahora otros personajes cercanos incluyendo al mismísimo vicegobernador regional.
Así, la relación de Elisbán Ochoa y Andrés Ferreyra pende de un hilo muy delgado en el cual nadie, ni ellos seguro quisieran balancearse, pero la historia se está escribiendo así al inicio de esta gestión que estaba empezando con una aprobación general por el trabajo en conjunto anunciado.
Qué lamentable porque el gobierno regional de Loreto es de todos, al margen de los inquilinos de turno que se ganaron por el voto popular el derecho de administrar nuestros recursos económicos, patrimoniales, naturales y otros.
Cómo se va a recomponer todo este clima de altísima desconfianza en el entorno de la máxima autoridad política regional, no sabemos. Mas esperamos en los próximos días mínimo un mensaje del gobernador profesor Elisbán Ochoa Sosa, porque todos estamos consternados con los diálogos aparecidos a través de whatsapp.
El gobernador nos habló de un gobierno limpio, de transparencia, y en ese sentido tenemos el derecho ciudadano de saber, de aquí para adelante cómo se están recomponiendo los cargos de responsabilidad de confianza del Gorel, y otorgamos el derecho a la duda porque más allá de los diálogos que podrían ser trucados (tecnología avanzada), no se exhiben pruebas contundentes.
Estaremos a la espera de un mensaje o tal vez una conferencia de prensa, porque quizás se presentarán muchos problemas más que podrán remecer, más no desviar la línea del desarrollo trazado por este nuevo gobierno que teniendo en cuenta lo ya avanzado hasta el momento por gestiones pasadas, ha dado pautas interesantes para el desarrollo de Loreto. Una de ellas es el trabajo articulado entre las autoridades.

Comments are closed.