La explotación laboral doméstica de niñas y adolescentes es difícil de combatir

  • Coordinadora de CHS Alternativo-Iquitos, Herminia Navarro Blaya.
  • Es una antigua práctica y sucede a puertas cerradas de una casa familiar.
  • “Hay cierta tolerancia social a ese tipo de situaciones, porque se ha naturalizado”.

 

La Trata de Personas o la esclavitud moderna tiene diversas formas de presentación, pero la figura más preocupante en Loreto es la explotación sexual de adolescentes mujeres. A lo que se suma una antigua práctica que es la explotación laboral doméstica de niñas, niños y adolescentes, que es difícil de combatir porque sucede a puertas cerradas de una casa familiar.
“Es la figura del padrinazgo, pero que esconde situaciones de Trata y de Explotación Laboral de Niños, Niñas y Adolescentes. Sabemos que muchos menores de las comunidades del interior de Loreto con la excusa de tener una mejor vida, una mejor educación son traídos a Iquitos o llevados a otras partes del país, para realmente ser explotados laboralmente”, señaló Herminia Navarro Blaya, coordinadora de CHS Alternativo-Iquitos.
“Es difícil el control de esta situación porque está completamente invisibilizado. Por otro lado hay cierta tolerancia social a ese tipo de situaciones, porque se ha naturalizado. Con la excusa de ayudar al más desfavorecido se siguen produciendo este tipo de situaciones. Y por otra parte estamos en una región donde campea totalmente la informalidad”. El trabajo doméstico de infantes es un problema en todo el país.
En general para combatir y reducir la Trata no solo es con charlas y campañas, sino que las autoridades tienen que ver “cómo reducir los niveles de pobreza, no se cuenta con salud, no se cuenta con saneamiento básico. Hay una serie de limitantes, muchas personas con la idea de tener una mejor vida, prefieren vivir un riesgo a vivir la situación que les ha tocado de precariedad casi absoluta. Entonces cualquier candidato, la autoridad que gane tiene una responsabilidad clarísima con todos los loretanos”, en referencia a las próximas elecciones regionales y municipales.
Respecto básicamente a la explotación sexual, Loreto ha pasado de un segundo lugar que estaba el 2016 en número de casos a nivel nacional de Trata de Personas al 2017 bajó al séptimo lugar, y este 2018 estamos entre el quinto y sexto aproximadamente. Se nota un repunte.
Aunque es importante reconocer que se ha dado un trabajo articulado entre la Fiscalía y la Policía de Trata de Personas de Loreto, “que permite de alguna manera que se haya rescatado a víctimas, pero tenemos una limitante, muchas veces los operadores de justicia directamente involucrados en la investigación y la persecución del delito no cuentan con todos los recursos tanto humanos como materiales, lo que limita muchas veces su capacidad de intervención”.
En Loreto la víctima generalmente es mujer, son adolescentes, son casos de explotación sexual. En el caso de los varones está vinculado a temas de explotación laboral muchas veces con la tala de madera, además de agroforestería o palma aceitera.
Navarro Blaya, enfatizó: “Lo que sí también está en aumento es la captación de adolescentes para ser víctimas de explotación sexual por medio de las redes sociales y las denuncias se han incrementado enormemente. Cada año va duplicándose”.
Acotó que cuando se quiere sacar a una o un menor de edad por el Aeropuerto “la policía allá está totalmente capacitada y preparada, actúa rápidamente. Incluso así tenga una autorización de viaje, siempre hay sospecha, entonces llaman inmediatamente a la policía y a la fiscalía especializada para que se investigue la situación”.
Pero, no salen por ahí normalmente, dice la especialista en el tema, “salen por la vía fluvial, que en toda la región solo tenemos uno formal que es Enapu, en todos los demás son informales y hay muchos paraderos (atracaderos), y es por esas vías que salen los menores de edad sin documentos de autorización”.
Tenemos como sociedad civil hacer un seguimiento a que se cumpla la Ley de lucha contra la Trata de Personas, para que de una vez en los diferentes niveles de gobierno regional y local (municipalidades) vayan asumiendo las responsabilidades que tienen para luchar contra la Trata de Personas y la Explotación Sexual de Niños, Niñas y Adolescentes, pero sobre todo para ir eliminando o reduciendo los factores de riesgo que posibilitan que todavía sigamos hablando de Trata.
(Diana López M.)

Comments are closed.