Hoy inicia huelga nacional indefinida de inspectores de trabajo de Sunafil

  • En Iquitos también será acatada
  • «Por el cumplimiento de nuestros derechos», indican.

No solo los sectores salud y educación están convulsionados con el poco accionar del gobierno central y local. En el plano laboral también está movida la cosa, y diríamos que hasta peor ya que en Sunafil, que son los encargados de fiscalizar que se cumplan los derechos de los trabajadores, ahí mismo no se ejecuta; es decir, cae precisa la frase «en casa de herrero, cuchillo de palo».
Es por ese motivo que los inspectores de trabajo de la Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral, Sunafil, realizan desde hoy una huelga nacional indefinida con el objetivo que esa entidad cumpla con la vigilancia de los derechos laborales en todo el país, se creen intendencias regionales a nivel nacional, se cuente con más inspectores de trabajo, y se cumplan los derechos laborales a sus propios trabajadores.
En Iquitos, esta medida también será acatada por los poquísimos profesionales que laboran como inspectores auxiliares de trabajo en la sede de Sunafil ubicada en la primera cuadra de la calle La Condamine, quienes ven pisoteados sus derechos.
«Sunafil no ha creado intendencias regionales en 14 departamentos del país, y las que se han creado, no se encuentran adecuadamente implementadas, pese que a la fiscalización de los derechos laborales de los trabajadores debe efectuarse a nivel nacional.
La Sunafil carece de capacidad para fiscalizar a las empresas a nivel nacional pues solo cuenta con 18 supervisores inspectores, 98 supervisores de trabajo y 275 inspectores auxiliares que únicamente pueden fiscalizar micro y pequeñas empresas.
Además, la Sunafil no cumple con el otorgamiento de los derechos laborales de sus propios inspectores de trabajo e inspectores auxiliares, pese a que existe un informe del área legal del propio Ministerio de Trabajo y de SERVIR, así como sentencias judiciales firmes que ordenan el pago de derechos como el Bono por Función Inspectiva», indicaron los protestantes de Sunafil con sede en Iquitos.
Hay que resaltar que en Loreto solo hay dos inspectores auxiliares, y cuando hacen operativos grandes o medianos tienen que esperar que lleguen inspectores de Lima. Es por esa razón que se hace urgente la contratación de más inspectores y la promoción de inspectores auxiliares a inspectores de trabajo.
Recordemos que el pasado 22 de mayo Sunafil comenzó sus acciones de lucha con un plantón pacífico. Como no hubo solución ni avance de nada de los puntos en mención, fueron a un paro de 24 horas el 22 de junio. Ahora la medida se torna más fuerte. (Gonzalo López)

Comments are closed.