Generar proyectos

Entre uno de los aspectos resaltantes del reciente Primer Encuentro de Alcaldes de la Amazonía “Muni – Ejecutivo”, está lo que el Ministerio de Agricultura puso a disposición de los burgomaestres los diversos programas y proyectos de ese sector para impulsar el desarrollo del campo en sus localidades.
Esto ha sido en respuesta a lo solicitado por los alcaldes. Es que las autoridades municipales reiteraron la posibilidad de promover proyectos productivos, que permita generar ingresos a los agricultores de la selva, y que ello permita mejorar los niveles de vida. En otras palabras de lo que se trata es de generar un movimiento económico y más que todo garantizar la alimentación de las familias.
Lo que llama un poco la atención es que el Ministerio de Agricultura ha tenido que esperar un evento de este tipo para decir: miren los programas y proyectos que tenemos para impulsar el desarrollo del campo. La verdad que nos parece patético. Porque si ya lo tenían, que estaban esperando para difundirlo por todo el país.
Pero, aquí también hay un tema de responsabilidad de las autoridades ediles que con cierta frecuencia, algunos con mucha frecuencia, viajan a Lima a realizar gestiones. Daría la impresión que solo se van al Ministerio de Vivienda y al Ministerio de Economía; y no han tenido la idea de ir a otros ministerios para “descubrir” lo que allí pueden ofrecer, al parecer no tienen el interés de informarse.
Esto nos hace recordar a la exposición de una funcionaria del Ministerio de Salud que decía el año pasado que contaban con una cantidad de millones para proyectos de salud, pero como los alcaldes del país no había presentado proyectos, ese fabuloso dinero se quedó, pero para ser probablemente utilizado en otras necesidades.
Y es que cada vez que abordamos el tema de cómo funciona el sistema en nuestro país, nos convencemos más, de que es necesario una reingeniería en todos los ministerios. Señor premier, ya es hora. Si bien es cierto que todos tenemos derecho al trabajo, también es cierto que los destinos de millones de personas no pueden estar en manos de mentes obtusas, que le van a seguir dando al país como resultado: atrasos en la utilización de programas financiados con lo que contamos.

Comments are closed.