El 9 de julio de 2017 se reunieron más 40 comunidades shawis del distrito de Balsapuerto en la comunidad nativa de San Jorge para tomar decisiones en relación a la protección de su territorio ancestral, el cual sufre una constante amenaza y presión por parte de traficantes de tierras, madera y otras actividades ilegales. En esa asamblea un punto clave fue cuál sería el mejor mecanismo de defensa para proteger un área aproximada de 50000 hectáreas de selva virgen que aún preserva gran parte de sus recursos naturales y que es fuente de alimento, medicina y de identidad cultural para todas las comunidades que se encuentran alrededor de esta área.
Tras arduas deliberaciones y negociaciones internas, el día lunes 2 de abril del presente mes, el pueblo habló y la decisión de defender su territorio y los valores biológicos y culturales que alberga, a través del reconocimiento del mismo como Área de Conservación Regional Comunal, fue ratificada por amplia mayoría. Esta decisión fue tomada en presencia de representantes de la Confederación de Nacionalidades Amazónicas del Perú (CONAP), la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (AIDESEP), la Dirección Ejecutiva de Conservación y Diversidad Biológica del Gobierno Regional de Loreto (DICREL) y representantes de las municipalidades distritales de Balsapuerto y Tahuapana. Asimismo, se acordó generar como mecanismo legal la aprobación de una ordenanza regional que declare de interés público regional la conservación de la diversidad biológica y valores culturales del pueblo shawi.
El biólogo Felipe Vela, director ejecutivo de la DICREL, se comprometió a establecer en el plazo de 60 días la constitución de los comités de vigilancia comunal para la propuesta de área de conservación. Finalmente, manifestó que para dar cumplimiento a los acuerdos se realizará a partir del miércoles 18 de abril una visita a las comunidades de la zona para continuar con la socialización y recojo de información para el proceso de establecimiento del área de conservación, una modalidad de conservación que ofrece excelentes resultados a las comunidades adyacentes, como se tiene constancia de las otras áreas existentes en Loreto.