• Gobernador regional de Loreto, Elisbán Ochoa Sosa, a su retorno de la zona petrolera.
  • “El gobierno central ha entendido que los municipios y como gobierno regional no podemos estar al margen de la problemática”.

 

Luego de su participación en las mesas de diálogo con el premier César Villanueva y la población awajun, en la base de la Estación Nº 5 del Oleoducto Nor Peruano en el distrito de Manseriche, provincia de Datem del Marañón, retornó ayer desde la zona el gobernador regional de Loreto, Elisbán Ochoa Sosa y la comitiva del Gorel que lo acompañó.
El gobernador regional dio a conocer los resultados obtenidos ante los reclamos y medidas de protesta de la población indígena de un sector de Manseriche. “La reunión fue bastante positiva, tediosa, exigente por momentos, pero el resultado final es positivo. De cuatro reuniones que tuvimos en cuatro puntos de conflicto solucionamos en tres”.
Precisó “Lamentablemente en Mayuriaga no se pudo por la intransigencia de nuestros hermanos, pero el resumen final es que fue bastante positivo, comprendimos la motivación que tienen nuestros hermanos para exigir lo que por ley y por derecho les corresponde”.
Ochoa Sosa manifestó que también es necesario entender que si no iniciamos un diálogo franco y abierto, es difícil que a veces se puedan solucionar los problemas. “Hay algunos acuerdos que inmediatamente vamos a poner en práctica, sobre todo los temas de salud, los temas de implementación en los centros, las postas, construcciones, también en temas de colegios. El agua es vital en estos momentos por los problemas ambientales.
Explicó que esos son los temas principales que van a atender desde ahora, así como algunos caminos, carreteras y obras que han quedado inconclusas desde dos períodos atrás. “En realidad hay problemas embalsamados que tenemos que ir dándole solución a través de las mesas de trabajo y de diálogo”.
En cuanto a su participación como gobernador regional de Loreto, Elisbán Ochoa, dijo “Fuimos bastante contundentes y claros en todas nuestras intervenciones y qué bien que el gobierno central ha entendido que los municipios y como gobierno regional no podemos estar al margen de la problemática que finalmente se nos revienta en la cara permanentemente”.
Agregó que “si no conocemos los orígenes del problema porque no hay un trato directo con nosotros, sino con el gobierno central, entonces es bastante complicado, ahora sí estaremos presentes en la mesa de trabajo porque queremos colaborar a la solución de esos problemas que también nos está perjudicando. Imagínese que este mes de febrero prácticamente no va a haber canon y si sigue tomada la zona de Mayuriaga, eso complica las cosas, pero ya se levantó en Santa Rosa, en Saramurillo y en Saramuro”.
El gobernador Ochoa también expresó preocupación, “Esperamos que dentro de muy poco en Mayuriaga entiendan los hermanos que así no podemos solucionar los problemas, si hay intransigencias”. (Diana López M).