“Dotación de alimentos está garantizada para los niños de Loreto”

  • Para lo que queda del presente año y todo el próximo año 2020.
  • Declaró Fredy Hinojosa Angulo, director ejecutivo del programa QaliWarma, quien estuvo en zona de frontera y en Iquitos.

El alto directivo del mencionado programa está en el cargo desde el mes de marzo 2019. Actualmente también está encargado de la dirección ejecutiva del programa PIAS.
Con él se pudo dialogar en el marco del VI Encuentro de Comités de Alimentación Escolar, convocado por el mencionado programa y que concluye hoy en un gran encuentro en las instalaciones de la Plaza Bolognesi.
“Hemos venido hasta acá y sobre todo a la zona de frontera, donde empieza el Perú, para supervisar, garantizar y verificar que en ese territorio el servicio alimenticio que brinda este programa a más de 3 millones 800 mil niñas y niños de todo el país; sí esté llegando a la zona de frontera. Sabemos que existen circunstancias geográficas complicadas en llegar hasta Güepí (tres fronteras), pero hemos venido a ver que la dotación de alimentos esté llegando y que sean consumidos.
He verificado in situ y puedo decir con absoluta certeza que el programa llega a todo el país en condiciones de calidad e inocuidad. Calidad porque los productos que el programa adquiere, son productos que garantizan una condición adecuada para que los niños puedan consumirlos.
Hay que descartar o desmentir aquel mito que señalaba que los programas del Estado distribuyen alimentos para pobres, no es así. Eso es mentira y hoy lo hemos comprobado. Hemos comprobado como a una comunidad tan alejada de nuestro país, los alimentos llegan con la misma calidad que los alientos que se consumen en la capital de la república o de la región.
En segundo lugar, la inocuidad, la seguridad que los productos son aptos para el consumo humano, ya que pasan por rigurosos controles de calidad. En la misma comunidad de Tres Fronteras, he podido verificar que los alimentos cuentan con registros sanitarios, cuentan con fechas de vencimiento, empaques con la seguridad que se requiere para este tipo de producción y, sobre todo, para que nuestros niños puedan consumir alimentos en condiciones adecuadas.
De otro lado, quiero dar a conocer que hemos desarrollado una acción articulada con las fuerzas armadas a través de la cual se ha iniciado la campaña que culmina este domingo. Las Plataformas Itinerantes de Atención Social (PIAS) llegan a las comunidades con médicos, Reniec, SIS, una acción conjunta de los diferentes programas del Estado.
Hemos visto cómo las personas han acudido para ser atendidas, inclusive ciudadanos de los países vecinos. Un tema importante ya que, para nuestro país, el fin supremo es la persona humana, por lo tanto, se les tiene que atender. Esto también eleva la autoestima nacional, que ya no se diga que los peruanos tienen que cruzar a atenderse al lado de la frontera. Ahora personas vecinas han venido al lado peruano y se les ha atendido en los PIAS”, declaró Fredy Hinojosa.
¿Y ha verificado si la entrega de los alimentos llega a tiempo, de manera continua o hay lapsos en que no pueden estar por la situación geográfica?
-Está totalmente garantizado. Este año 2019 los alimentos han sido distribuidos desde el primer día de clases, está llegando de manera fluida. Contamos con un presupuesto para la región Loreto de más de 134 millones de soles lo que nos permite atender a más de 274 mil estudiantes en toda la región.
Se encuentra totalmente garantizado el presupuesto y la continuidad en la dotación de alimentos durante todo el año. Ahora todos los desayunos, los almuerzos llegan de manera completa. Antes los programas llegaban, pero de manera incompleta. Llegaba el pan y no la leche o al revés. Ahora el modelo del programa QaliWarma, garantiza que la dotación de alimentos llegue completa porque el proceso de compras y el sistema de atención del programa está diseñado de tal manera que no puede llegar un desayuno incompleto. Y así en todo el territorio nacional y con puntualidad, con calidad e inocuidad.
¿Por qué no se adquiere más producción regional, hemos visto productos de otras regiones y de la capital, así como chocolate de Cuzco, cuando en Ramón Castilla existe producción de chocolates, un proyecto del Pedicp, también se produce arroz, etc.?
-Hay un principio en el programa que es la prioridad y que son los usuarios nuestros niños. Tenemos que contar con alimentos de calidad e inocuidad. Las autoridades que acreditan que un producto es inocuo, apto para el consumo, son autoridades sanitarias como Digesa, Senace, etc. Todos los alimentos que se distribuyen tienen que contar con Registro Sanitario y autorizaciones de las autoridades competentes.
El arroz que el programa adquiere, es nacional, acreditado por autorizaciones y certificados que emite las autoridades. Nosotros adquirimos el producto que tiene que venir acompañado de certificación que emite la dirección regional agraria. En la dirección regional agraria podría ser que sus canales de control no están establecidos y pueden certificar un producto de una región continua, es un tema que estamos coordinando con las autoridades regionales.
(Se refiere a que ahora el arroz llega de Alto Amazonas)
Con respecto al arroz fortificado. Sigue siendo nacional. Lo que ocurre es que el proceso para fortificar el arroz, consiste en elaborar algunos granos en los cuales se introduce el hierro y el conjunto de vitaminas que necesita el niño. Son granos denominados “simil”, mezclados con el arroz, así que para efectos de aceptabilidad no hay diferencia del arroz normal del fortificado.
Lo que pasa es que algunas madres no han sido capacitadas, ahora acá estamos en este taller (Iquitos), entonces en el proceso escogen los granos, identifican algunos que difieren del conjunto de granos, los separan y de ahí deviene lo que manifiestan, que están mezclados con granos de plástico, de cartón, etc. Pero no, eso es el arroz fortificado con hierro y un conjunto de vitaminas que los niños necesitan.
¿Sería importante que la economía de cada región se mueva al poder ofertar sus propios productos?
-Cuando el programa realiza un proceso de contratación identifica primero cuál es la necesidad de los productos, el volumen. Para atender a miles de niños en Loreto se necesita un volumen considerable. Nosotros no compramos directamente el producto, lo que hacemos es someter a un proceso de compras para que un proveedor, además del producto garantice la distribución y logística.
Hacemos un llamado al gobierno regional y a las autoridades locales para que promuevan la producción local y nacional. Obviamente si hay la producción de un chocolate con las condiciones y autorizaciones necesarias, el proveedor le compra al productor. Pero si no hay la oferta es cuando ingresan productos de otra zona. Tenemos productos locales que compramos y esto tiene como objetivo favorecer y promover la producción regional. Se adquiere arroz, harina de plátano, maíz tostado, harina de maíz. Un conjunto de productos de origen regional.
¿Hoy la sangrecita y el bofe, ya lo están consumiendo en las regiones?
-Todo esto va de la mano de educación y formación donde se cultiven hábitos saludables. El programa está en constante proceso de análisis y mejora de los productos. De los procesos. Algo importante es que este año a inicios del mes de agosto toda la parte administrativa estará iniciando el proceso de compra.
Todo se hace con antelación para que el primer día de clases las niñas y niños tengan asegurados sus alimentos. Está garantizada la dotación de alimentos para el próximo año 2020, tenemos el presupuesto necesario y estamos haciendo todos los procesos administrativos y logísticos para poder abastecer oportunamente con los alimentos a todos los niños de la región Loreto.

Comments are closed.