• Sentencia fue lograda por la Fiscalía Provincial Especializada en delitos de Trata de Personas de Loreto

 

El Ministerio Público por medio de la Fiscalía Provincial Especializada en delitos de Trata de Personas de Loreto, logró sentencia condenatoria por 24 años de pena privativa de libertad contra Vilto Dahua Cuje (65), a quien se le impuso 12 años por el delito de Trata de Personas y 12 años por el delito de violación sexual en agravio de menores de edad.
Los hechos ocurrieron el día 30 de enero de 2016, en circunstancias que Vilto Dahua Cuje viajó al distrito de Mazán con la finalidad de captar a dos menores de edad de sexo femenino bajo el engaño de una oferta laboral; el mismo que aprovechándose de la situación de vulnerabilidad de las menores, ya que éstas vivían en condiciones precarias, convenció a sus progenitores para que laboren como empleadas domésticas, siendo trasladadas desde la localidad de Mazán hasta la ciudad de Iquitos, acogiéndolas en el inmueble de su propiedad, donde las menores durante el tiempo que laboraron fueron privadas de su libertad en el interior de dicho inmueble, siendo víctimas de violencia física y psicológica, obligándoles a realizar labores contra su voluntad desde las seis de la mañana hasta altas horas de la noche.
Asimismo, en circunstancias que una de las menores se encontraban laborando, éste aprovechó para hacerle ingresar a su habitación, lugar donde la encerró y abuso sexualmente de la misma. Hechos que hicieron de conocimiento a personal policial de la comisaría 09 de Octubre a través de una llamada telefónica anónima, quienes realizaron las investigaciones, para proceder al rescate de las menores agraviadas.
El Juzgado Penal Colegiado de la Corte Superior de Justicia de Loreto, declaró fundado el pedido de pena privativa de libertad por el Delito de Trata de Personas y por el Delito de Violación Sexual solicitado por la Fiscalía; disponiéndose oficiar a la policía judicial a efectos que proceda a la búsqueda, ubicación, captura e internamiento en el Establecimiento Penitenciario de Varones de Iquitos.
En nuestra Región Loreto, una de las modalidades de la Trata más frecuente se produce en la contratación de empleadas domésticas, las cuales en su mayoría son menores de edad, quienes bajo expectativas de una mejor calidad de vida para su persona y sus familiares, deciden aceptar las propuestas de trabajo, las cuales se presentan sin cumplir las formalidades exigidas por Ley, lo cual permite al empleador como parte dominante de la relación laboral someter a diversas formas de maltrato físico, psicológico y explotación; los cuales no son visibles ante la sociedad, al existir tolerancia social; encontrándose la población en la obligación de denunciar estos hechos ante las autoridades correspondiente, toda vez que la víctima enfrenta una batalla en silencio.
(C. Ampuero)