DÍA DECISIVO: JUSTICIA PARA TAMSHI EN EL SUPUESTO CASO DE COMERCIALIZACIÓN DE MADERA

Hoy es un día determinante para la localidad de Tamshiyacu. Hoy la Sala Penal de Apelaciones de Loreto dará su veredicto sobre el caso de supuesta comercialización de madera que se le imputa a ex funcionarios de Cacao de Perú del Norte SAC. La empresa TAMSHI fue involucrada como tercero civil responsable en primera instancia por un juez que fue removido de su cargo por haber sentenciado sin pruebas en otros casos (Benavente Chorres). Tras 7 años de espera, hoy se puede hacer justicia, por el bien de los inocentes imputados, y por el futuro de más de 2,500 personas que dependen de este proyecto. 

Quedó claro a través de las audiencias que la única conclusión jurídica posible es una sentencia absolutoria, es tiempo de parar gastos inútiles del dinero público con casos sin sustento orquestados por funcionarios del estado. Así hubiera 500 juicios más, nunca se va a poder probar que hubo comercialización de madera, porque no la hubo, además, no se podrá probar un origen ilícito porque es un caso resuelto como cosa Juzgada por la misma sala, afirma categóricamente el abogado de la empresa Tamshi SAC, Juan Diego Ugaz.  

La explicación del abogado de la empresa cacaotera, fue: “En este caso, no hay ni una sola prueba que indique comercialización de madera. Si hubiera existido comercialización de madera a esa escala, ¿tú no crees que ninguna de las 10 mil personas que viven en Tamshiyacu hubiese declarado o el fiscal no hubiera conseguido aunque sea un testigo?”.

La fiscalía y la procuraduría terminaron sus alegatos de clausura diciendo: “Yo también intuyo, infiero, creo que tanta madera que se ha cortado, han tenido que venderla”.  Menos sustento que ese, imposible. Acá no hay ni una certeza de que la madera se haya comercializado porque es tan simple como ir al fundo y verla allí. Por la propia geografía de Tamshiyacu y del fundo es imposible que se trafique con más de 10 millones de pies tablares de madera, sin pasar por el pueblo, sin que los camiones pasen por ahí, sin barcos que se lleven la madera y que nadie haya visto nada. Es imposible, simplemente imposible”. 

Respecto a la inexistencia de infraestructura y imposibilidad de comercializar madera en Tamshiyacu varios expertos forestales y agrónomos reconocidos de nuestra región manifestaron sus apreciaciones del caso con la información pública del mismo, en base a lo que han podido observar, por su conocimiento del fundo TAMSHI, mediante visitas de años anteriores.

También se pronuncío sobre el caso el Rector de la Universidad Científica del Perú, Dr. Roger Alberto Cabrera Paredes, ex presidente de la Corte Superior de Justicia de Loreto. El doctor Cabrera señaló en una entrevista: “Lo que ahora ha sucedido con la empresa es lamentable, ya que la Fiscalía, según se conoce no pudo aportar ni una sola prueba para sustentar su acusación. Conozco de cerca la forma como la empresa productora de cacao ha venido trabajando, he visitado el fundo y pude observar que existe una tecnología amigable con el medio ambiente, llamada hoy cultivos agroforestales, que quiere decir plantaciones de cacao combinadas con árboles maderables propias de la zona”.   

Para el ex presidente de la Corte Superior de Justicia de Loreto y actual rector de la UCP, no queda otra decisión que la sentencia absolutoria. “Hasta la fecha los integrantes del Ministerio Público no pudieron aportar una sola prueba, no se puede esperar otra decisión [que una absolución], más teniendo en cuenta que los jueces son de trayectoria y experiencia, saben perfectamente lo que deben hacer. Si todo este escenario es real, yo confío en la sabia decisión que debe tomar esta sala superior. [Es decir que] Los magistrados integrantes de esta prestigiosa sala absuelvan a la empresa TAMSHI de la acusación de supuesta comercialización ilegal de madera. Yo he visitado el fundo, y la verdad todo está verde y estas tierras ya no eran bosques primarios”, exclamó el Dr. Cabrera.

Cabe resaltar que la misma Sala en el 2015 resolvió mediante la Resolución Nº18, que ostenta condición de cosa juzgada, que nunca hubo tala ilegal de madera, ni tampoco había bosques primarios en las parcelas que integran el Fundo TAMSHI. Los jueces ratificaron que las tierras que componen el Fundo TAMSHI son de uso y aptitud agrícola ya que fueron otorgadas a sus propietarios primogénitos mediante el Decreto Legislativo N° 838, que reconoce a esos predios como agrícolas desde hace más de 25 años, y por lo tanto, no es exigible la autorización de cambio de uso de suelo y consecuente desbosque.

Finalmente, los hechos son claros: Nunca hubo comercialización de madera en el Fundo TAMSHI, la Sala Superior de Apelaciones debe impartir justicia para el pueblo de Tamshiyacu. La empresa debe seguir adelante por el futuro de los más de 2,500 loretanos que forman parte de TAMSHI y l el desarrollo de la región Loreto con el cultivo de cacao de fino aroma.

Comparte esta noticia en:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email