-Pese a los constantes esfuerzos de las autoridades y la empresa privada por erradicar esta actividad ilícita, el contrabando de cigarrillos en Iquitos continúa creciendo a un ritmo alarmante.

Ante el alarmante incremento del contrabando de cigarrillos en Iquitos y con el objetivo de informar a la población sobre las características que le permitirán reconocer un producto legal, la industria privada ha decidido emprender una campaña que busca frenar el comercio ilícito de este producto.

Además de tratarse de un delito penado por las leyes peruanas, el contrabando de cigarrillos afecta a la economía de nuestra ciudad y del país en general. Los cigarrillos de contrabando, que ingresan principalmente a Iquitos por la zona fronteriza de Leticia, no solo desalientan la generación de empleos formales, sino que también evaden impuestos que podrían destinarse a la mejora de infraestructura educativa, hospitalaria o vial.

Lo que hace aún más peligroso el comercio ilícito de cigarrillos es que no cuentan con ningún tipo de garantía por parte de un fabricante o importador formal, con lo que no se puede certificar bajo qué condiciones han sido elaborados. Voceros de Philip Morris Perú, empresa consultada sobre el contrabando de cigarrillos en la ciudad, señalaron que muchas veces los cigarros ilegales que llegan al país están vencidos, por lo que no existe ningún respaldo para los consumidores sobre la calidad del producto.

Es importante señalar también que el contrabando de cigarrillos promueve otros actos ilícitos al financiar delitos de mayor envergadura y mayor violencia, como el narcotráfico e incluso el tráfico de personas. Ya en julio de este año, el entonces representante del Comando Regional de Lucha contra los Delitos Aduaneros y la Piratería, Humberto Bernal, advirtió a la población iquiteña sobre el peligro que significa para nuestra región el contrabando de cigarrillos.

Es en este contexto que, en los últimos días, la empresa Philip Morris Perú ha lanzado una campaña para que los fumadores adultos y los propietarios de puestos de mercado y bodegas conozcan las características que deben reunir los cigarrillos formales y desalentar así la compra del producto ilegal.  Las características que todo cigarro legal debe tener, son:

 

–           Gráficas precautorias en el 50% de ambas caras principales de la cajetilla. Por un lado se puede apreciar un pulmón lleno de colillas de cigarros, y por el otro una niña con una mascarilla para respirar.

–           En las caras laterales, las cajetillas legales consignan la fecha de vencimiento, el precio de venta, así como el número de RUC y la dirección del importador.  Además, los cigarrillos legales consignan la frase: “Para venta en Perú”.

 

Aún cuando puede parecer un negocio lucrativo, los cigarrillos de contrabando únicamente benefician a los inescrupulosos que los importan ilegalmente, quienes se quedan con la mayor parte del margen de ganancia, generando pérdidas para su ciudad y el país. ¡No se convierta en un cómplice de este delito! Recuerde que el contrabando de cigarrillos es un delito y destruye el comercio. (C. Ampuero)