• Para que hagan pericia de manera imparcial y con celeridad
  • 50% pagará el gobierno regional como entidad agraviada y el otro 50% los imputados
  • Próxima audiencia continúa el 19 de noviembre a las 2 y 30 pm.

 

Ayer a las 3 y 30 de la tarde se desarrolló una audiencia más del caso Mercado Modelo, el mismo que se viene ventilando en la Sala Penal Liquidadora presidida por el magistrado Carlos Amoretti, la Mag. Carol Retiz y Mag. Christian Rojas.
Tal como lo habían anunciado la audiencia sería para ponerse de acuerdo entre las partes el monto a pagar a los Peritos para qué con celeridad, imparcialidad y profesionalismo, realicen la pericia oficial del Poder Judicial a fin que los magistrados tengan un resultado que les pueda ayudar a clarificar el caso. Puesto que ya existen dos pericias una del Ministerio Público y otra de uno de los acusados.
Hubo varias propuestas luego de escuchar la demanda de los peritos Edwin Delgado y Andrés Murrieta, de 20 mil soles. Se quedó finalmente en 15 mil soles, un 50% pagará la entidad agraviada (gobierno regional) y el otro 50% entre todos los imputados. El Dr. Carlos Amoretti, señaló que de inmediato les darían a conocer la oferta a los peritos a fin que empiecen a trabajar, ya que tienen que revisar unos 20 tomos.
“Lo que se quiere acá es terminar este proceso, queda poco tiempo. Ustedes saben que en cualquier momento retornarán los jueces titulares y ya los doctores que nos acompañan en este juicio, no estarán y se podría quebrar otra vez, cosa que nadie desea” expresó Amoretti Martínez.
Finalmente, se pudo conocer que el lunes 19 de noviembre a las 2 y 30 de la tarde en la sala penal de apelaciones, será la audiencia ya que ahí cuentan con los equipos necesarios para la video-conferencia que se hará conectados a Lima, donde entrevistarán a una persona.
El abogado Jorge Tacuri, indicó que esa fecha estará en Lima y que podría hacerle las preguntas directamente a la solicitada. Luego de pocos minutos, el Ministerio Público, también pidió permiso a la sala para estar en la capital y hacer las repreguntas a la misma entrevistada, hecho aceptado por la sala en el ánimo que el proceso camine rápido.