Bagua II

Negocio y traición en el lote petrolero 192

  • El día que el gobierno entregó nuestro recurso petróleo.
  • El día que políticos y Frente Patriótico se peleaban por el poder.
  • Hoy, caminamos a un segundo Baguazo.

Por: Gerges Bocanegra Picón.
(gerges.bocanegra@hotmail.com)

Dicen que los mercados se agitan cuando hay cambios, o, están por ocurrir cambios en el manejo de recursos tan estratégicos como el petróleo.
Y eso está ocurriendo en el Perú. Pues, está por vencerse nuevamente el contrato petrolero con Frontera Energy el próximo mes de septiembre. Algo similar ocurrió cuando se venció el contrato con la petrolera Argentina Pluspetrol. Loreto, la región que ostenta la tenencia del lote petrolero que más le rinde al Estado peruano entró en conflicto en aquella época como hoy, que está en medio de un conflicto.
En aquella oportunidad estaba de un lado el gobierno del presidente Ollanta Humala buscando firmar un contrato temporal por dos años con la petrolera Pacific Stratus Energy y por otro, los pueblos indígenas exigían que el lote sea administrado por la petrolera estatal Petroperú. Reiteramos, esto ocurría en aquella época.
Sería extenso hacer una cronología del largo recorrido de las negociaciones de la consulta previa y el proceso de licitación. Sin embargo, no dejó de llamar la atención algunos aspectos.
Durante la campaña electoral del año 2014 el candidato Fernando Meléndez ofrecía las regalías petroleras para los pueblos amazónicos además de, centros de estudios y hospitales. En ese tiempo, nadie prestaba atención a las comunidades indígenas sobre el proceso de consulta previa que estaban ingresando, ni los candidatos ni el frente patriótico, ellos, literalmente hablando estaban solos.
Entrado el 2015 el novísimo gobernador regional Fernando Meléndez lograba entender que no había boom petrolero que tanto hablaba en su campaña. Es más, logró entender que el Canon y no las regalías es que reciben los gobiernos regionales y locales y eso estaba en picada. Se había reducido a la mitad y no tenía ni para pagar sus compromisos de campaña y menos las obras prometidas. Igual, nadie prestaba atención a las comunidades indígenas que estaban entrampados en un pequeño porcentaje. El 0.75% del fideicomiso destinado a ellos para su desarrollo. Hoy, nadie se acuerda de eso.
En aquella ocasión, en el mes de julio, se empezó a hablar más de la licitación del Lote 192. Estaban en carrera Pluspetrol, Perenco y Pacific Rubiales. Empezaron a aparecer los expertos en este tema aunque solo sea para hablar ligero.
Nadie se había percatado que la Pacific Rubiales había sido vendida por 6,000 millones de dólares canadienses a la Alfa and Horbur Energy, una empresa mexicana norteamericana que la absorbió dado el desplome de sus acciones en 80% en la bolsa de valores. Esto ocurrió los primeros días de mayo de ese año.
De pronto, durante el proceso de licitación se supo que la Pacific Rubiales no iba. En ese tiempo empezó el entrampamiento en la mesa de negociación con las comunidades indígenas en un proceso que debería ser sencillo. Pues no sería difícil convencer, confundir, coactar, presionar a los… indígenas sobre el fondo de compensación. Era mediado de julio. De esa fecha llegamos a agosto en que ninguna empresa licitadora se presentó. Se empezó a hablar que Petroperú tendría que asumir la explotación del Lote 192. Salieron entonces operadores a decir que los peruanos no tenemos capacidad, que somos ineficaces, corruptos o ladrones, igual era el término, mientras desde el ministerio decían que Petroperú, la petrolera de todos los peruanos, sí calificaba.

EL GOBERNADOR MELÉNDEZ ENTRA EN ESCENA
Alguien le habría dicho que es su oportunidad de abanderarse con la lucha por el recurso hidrocarburífero como garantía de “conquistar” mayor presupuesto para su gestión. Primero dijeron Nacionalización, un término que asusta a los inversionistas extranjeros, luego dijeron que Petroperú lo asuma. También dijeron que si eso ocurría, la producción, las ventas, etc. quedaría en manos del Estado y eso permitiría hacer caja para continuar con la modernización de la Refinería de Talara. Es decir, con el petróleo loretano, ya que se bombea hasta dicha refinería, y con ello ayudar al Estado a modernizar Talara.
Claro, pero eso no estaba en la agenda del gobernador Meléndez. Como no estaba en la agenda de Meléndez los pueblos indígenas y el fondo de compensación que les habían presionado para que sea el 0.75%.

¿CUAL ES LA IMPORTANCIA DE ESTE FONDO EN LA NEGOCIACION CON LA PACIFIC STRATUS ENERGY, HOY FRONTERA ENERGY?
El 15 de agosto del 2014 se había congelado la mesa de negociación. A los altos representantes del Estado les dejó de interesar los 27 puntos de agenda de la mesa de consulta previa y solo les interesaba que firmen un acta con la que aceptaban el 0.75% de ese fondo. ¿Por qué? porque era condicional para la firma con la transnacional, era necesario que el Estado garantice que no les darían el 2.5% que pedían sino lo más reducido posible.
Los Apus en pleno pedían tiempo para entender qué era, cuánto era, de dónde salía ese monto. Les dijeron que era de la PRODUCCIÓN FIZCALIZADA.
Pero… ¿señora ministra, qué es la producción fiscalizada? Preguntaron, no importaba nada. Solo querían que firmen. Hasta que la luz se hizo. La ministra les dijo que en la línea telefónica estaban los funcionarios de Perupetro esperando esa decisión para que le incorporen al acta que debía firmarse con la Transnacional que debía entrar a operar en el Lote 192.
Los peros no sirvieron. Los apus proponían un monto más respetable ya que se jugaban la vida, el 2.5 %. Habían soportado 45 años de contaminación y con ello se venía o se vienen 30 años más de empresas que ni por ser estatal, ni extranjera y peor norteamericana (recuérdese que la primera en contaminar fue la OXY) solo piensan en sacar el petróleo, contaminar y dejar su secuela de seres humanos con plomo y cadmio en su sangre.
Había de apurar a los indígenas a que firmen y los apuraron, pues ya estaba cantado entregar el lote a una compañía extranjera y considerando que funcionarios de Petroperú trabajaron en la Pacific Rubiales, el círculo o la argolla ya estaba hecha.

ENTREGUISMO TOTAL, ENGAÑO Y TRAICION.
La historia del Lote 192 viene desde el gobierno de Velasco Alvarado. Se renegoció en el primer gobierno de Alan García en 1986 con la OXY y debía extenderse hasta el 2007, sin embargo se renegocio el 2001 ya que la OXY la trasfirió a PLUSPETROL y eso la extendieron hasta agosto de ese año.

¿QUÉ PERDIERON LOS PERUANOS CON ESA RENEGOCIACIÓN?
Con esa renegociación PERUPETRO perdió la titularidad de la propiedad sobre los hidrocarburos y considerando que en la renegociación de 1986 según la antigua ley el Estado debiera ser dueña de todos los activos, de los ductos, instalaciones, maquinarias, etc. termina renunciando a ella con dicha renegociación.
• Se entregó 345 millones de dólares en todos esos equipos.
• Se entregó el lote con un fondo burlesco de 0.75% en contra de los pueblos originarios que claman justicia.
• Se dejó de herencia los pasivos ambientales que aun hoy continúan.
• Se renunció a su derecho del 25% del lote.
• Se renunció a un lote con reservas probadas, probables y posibles por 200 millones de barriles que pertenece a la nación peruana.
• Y se renunció a la mitad de las regalías que hace que se reduzca el canon.
En la segunda parte de BAGUA II. Los nuevos actores. Geopolítica del petróleo. Cuál es la petrolera pro venezolana, cuál es la petrolera pro chilena, qué tienen que ver los chinos y en la Encrucijada de Loreto, ¿puede marcar su destino y desarrollo?.
Y, en BAGUA II, tercera parte: Otro Baguazo, Paro indígena, Punto de convulsión “Manseriche”, los pueblos indígenas se movilizan, otra vez están solos.

Comments are closed.