• Trabajadores exigen garita policial en el lugar

 

Un grupo de profesionales que laboran en el centro de salud de “San Juan de Miraflores”, ubicada en avenida Los Ángeles, en la zona sur de la ciudad, se mostraron preocupados y molestos a la vez, porque cuando tienen que salir a sus domicilios en horas de la noche o parte de la madrugada, están expuestos a ser asaltados por desconocidos, quienes les atacan con cuchillo o machete, para despojarles de sus cosas personales.
Según contaron los trabajadores de esta posta médica, que todo ello se debe a que los delincuentes aprovechan las circunstancias, debido a que no hay la garita policial que antes tenían por este sector.
Tal es el caso, que la madrugada de ayer cuando una enfermera salía del centro de salud y estaba a punto de regresar a su domicilio, fue atacada por una banda de delincuentes, quienes le arrebataron el celular, con el cual, minutos antes estaba comunicándose con su esposo, para que le vaya a recoger de su centro de labores.
Fue allí que la licenciada gritó y pido auxilio a un grupo de motocarristas que se encontraban por el lugar, quienes no se negaron al apoyo y fueron tras los delincuentes, logrando solo capturar a uno de ellos, mientras que dos de sus cómplices se dieron a la fuga con dirección desconocida
Lamentablemente el sujeto capturado era un menor de 16 años de edad, a quién el esposo de la agraviada sin reparo alguno le increpó sobre el acto que había cometido y ganas no le había faltado, junto a los motocarristas, de hacer Justicia con sus propias manos.
Ante esta situación, personal médico, enfermero, técnico y administrativo de este centro de salud, vienen solicitando a la Policía Nacional que nuevamente regrese la garita de vigilancia que se encontraba por el sector, la cual ayudaba a disuadir a estos sujetos y evitar asaltos que se vienen registrando hoy en día. (C. Ampuero)