• Así lo revela informe de control de la Contraloría General de la República
  • También padrón desactualizado de usuarios ocasionaría perjuicio a la entidad
  • Informe de la visita preventiva a la planta de agua potable de la Municipalidad de Loreto-Nauta se emitió el 15 de octubre 2018

 

El servicio de agua potable para los habitantes de una comunidad sea pequeña, mediana, o grande es fundamental para el desarrollo y básico para la salud en general, pero esto no se cumple a cabalidad ni siquiera por contar con una planta de tratamiento que se supone debe garantizar un buen servicio.
Uno de los casos es la planta de tratamiento de agua potable de la ciudad de Nauta, donde se acaba de conocer los resultados del servicio de control de auditoría de la Contraloría General de la República, que revela que no es apta para el consumo humano, generando el riesgo de afectar la salud de los consumidores.
El informe pone como causa a la deficiencia en los sistemas de tratamiento y abastecimiento del agua.
También indica sobre el padrón de usuarios, el mismo que indica está desactualizado, falta medidores y la no aplicación de sanaciones genera un deficiente control del suministro y cobro del servicio de agua potable, ocasionando un posible perjuicio a la entidad.
De acuerdo a la ficha de resumen publicado en la página virtual de la Contraloría General de la República, se trató de un control simultáneo, resumido en el Informe Nº 005-2018-OCI/0437-VP. Título del informe: Tratamiento y distribución del agua potable en la ciudad de Nauta.
Asimismo detalla, que el servicio de visita preventiva se realizó teniendo como objetivo determinar si el tratamiento y distribución del agua potable realizado a la Municipalidad Provincial de Loreto se realiza cumpliendo las normativas aplicables.
Para ello se realizó una inspección a las instalaciones de la Planta de Tratamiento del Agua Potable de la ciudad de Nauta, con el fin de constatar los procedimientos de captación y tratamiento del agua que es distribuida a los usuarios. La fecha del informe es del 15 de octubre de 2018. (Diana López M.)