“Administrar justicia significa hacerlo de manera imparcial, transparente y sin ningún atisbo de corrupción”

  • Expresó el Mag. Javier Sologuren, en el marco del 113 Aniversario de la Corte Superior de Justicia de Loreto.

No fue extenso el discurso. Ni la ceremonia. La mejor forma de celebrar un aniversario más, es trabajando. Como lo dijo el presidente de la CSJL en su introducción.
Al ingreso del primer edificio se aprecia una galería con fotos antiguas de la CSJL y de algunos de los muchos personajes que han pasado por ella dejando algún legado a favor del pueblo amazónico. También se aprecian tomas del edificio de la CSJL cuando fue quemado aquel 24 de octubre de 1998.
Ayer a las 8 de la mañana hubo izamiento del pabellón nacional. A las 11 y 30 se inició la sesión solemne en el auditorio de la CSJL, con la presencia de las principales autoridades militares de la región. También estuvieron representantes de las embajadas en Iquitos. De los periodistas, el ex presidente de la CSJL Dr. Roger Cabrera, así como el decano del Colegio de Abogados Martín Tuesta.
La presidenta de la junta de fiscales de Loreto Elma Vergara, la jefa de recursos humanos del Gorel Violeta Huayané Zevallos, representando al gobernador, un representante de Maynas, así como el alcalde de Belén. Hubo la presencia de varios jueces supernumerarios, pero se notó la ausencia de otros, quienes estuvieron trabajando en diversas audiencias.
El presidente de la corte superior inició su discurso saludando a sus homólogos, altos magistrados que estuvieron en la mesa de honor en la fecha especial de aniversario. Aunque la fecha exacta de creación se recuerda todos los 6 de octubre, sino que este año cayó domingo.
“Recordamos el 113 aniversario de creación. Lo hemos querido recordar trabajando, no hemos parado las labores, esto es solo una pausa. No hay mejor forma de celebrar en una institución que trabajar, que no se interrumpan las labores. Luego de esta pausa sigue el trabajo”, mencionó entre otros puntos.
“Con el paso de los años las cosas han ido mejorando, hay mejores espacios, mejores equipos informáticos, un nuevo módulo penal que desde hace 5 años sirve para el desarrollo de los actos procesales. Pero, también es cierto que las necesidades hay ido incrementándose”, dijo recordando que antes contaban con menos personal y que ahora han aumentado.
“Los ciudadanos tengan la seguridad qué yendo al poder judicial, conseguirán que acá se respeten y se hagan respetar sus derechos. Que la gente salga satisfecha del trabajo de la justicia en esta institución sólida y respetable. Donde se administre justicia de manera imparcial, transparente y libre de cualquier atisbo de corrupción”, mencionó Sologuren, entre otras reflexiones por la fecha especial.
La joven jueza de familia, Nodi Rivera Vargas, tuvo un buen discurso de orden. Sobre todo, un discurso emocionado y firme al recordar a todos los presentes de cómo un solo juez probo y comprometido con su pueblo, se ganó varios improperios y amenazas, al imponerse a fin de llegar a conocer la verdad de los hechos en el caso de la explotación del caucho. Donde finalmente hubo muchos imputados y miles de víctimas. Caso visto cuando la CSJL funcionaba en el segundo piso de lo que hoy es la Prefectura.
Los aplausos fueron largos.

Comments are closed.