-Fue liberado por exceso de carcelería

– Estuvo más de 9 meses en el penal sin recibir sentencia, debido también al retraso registrado en la fiscalía correspondiente. 

– Juez Panduro Reyes, aclara que salió en libertad pero bajo reglas de conducta y el denunciado sí está yendo a firmar su control en la CSJL.

– De no hacerlo de inmediato se ordenaría orden de captura e internamiento en el penal, refirió.

El Juez Luis Enrique Panduro Reyes, por estos días ha sido presa de constantes críticas luego de haber liberado, por exceso de carcelería, a Carlos Ramírez Ramírez, denunciado por Leni Armas Viera, padre de una menor de edad a quien el mencionado Ramírez Ramírez, sometió a tocamientos indebidos.

Luis Enrique Panduro Reyes, Juez del Tercer Juzgado Penal de la Corte Superior de Justicia de Loreto.

Luis Enrique Panduro Reyes, Juez del Tercer Juzgado Penal de la Corte Superior de Justicia de Loreto.

 

“La Tercera Fiscalía ha pedido para él denunciado 8 años de pena privativa de la libertad y un pago de  reparación civil de 5 mil soles. Todo ha podido ir por buen camino si la Tercera Fiscalía habría actuado de acuerdo a los plazos de Ley, sin embargo no lo hizo y el tiempo transcurrió lo que generó que Carlos Ramírez, cumpla más de 9 meses en el penal pues existe el Art. 137 del Código Procesal Penal, el cual indica  que si se pasa ese tiempo y no se ha dictado sentencia, la persona detenida debe ser liberada y eso es lo que se ha hecho.

 

Si no lo habría hecho, fácilmente me podían interponer un Hábeas Corpus, como lo manda la Ley. Pero no es como mencionan que se le ha dado libertad absoluta, él está con libertad acogido a reglas de conducta, viene a firmar y ahí está el cuaderno donde pueden verificar, si no lo hiciera de inmediato se procede a dar detención e internamiento al penal. El 11 de enero terminan los alegatos de los abogados y la sentencia se estará dictando a fin de mes”, contó Panduro.

 

Recordó que el denunciado entró al penal un 17 de febrero y por lo tanto el 17 de noviembre se venció el tiempo en el penal sin contar con la sentencia correspondiente. “Cuando se realizaron las investigaciones preliminares sobre lo ocurrido, se envió los actuados a la Tercera Fiscalía para que denuncie, pero después de tiempo el fiscal retorna el expediente pidiendo ampliación en la investigación y que también se incluya el presunto delito por pornografía infantil.  El noviembre nuevamente se le regresa el expediente para que acuse y lo reenvía el 14 de diciembre, retrasado por cierto. Acá no queremos echar la culpa a nadie, pero todos los operadores judiciales deben actuar de acuerdo a los plazos de Ley”, concluyó Panduro Reyes.