-Consejo Nacional de la Magistratura

La Academia de la Magistratura  (AMAG) ha organizado el primer curso de especialización en lucha contra el tráfico de drogas para jueces, fiscales, policías y los funcionarios que participan en las acciones vinculadas a la investigación y juzgamiento de este delito y sus actividades afines.

 

Al respecto, el presidente de la Amag, Francisco Távara, sostuvo que dicho curso tiene por objetivo fortalecer el conocimiento, las capacidades y metodologías de los funcionarios del Estado, especialmente jueces y fiscales que intervengan en aspectos vinculados a la investigación, juzgamiento y prevención de los delitos de tráfico de drogas.

Asimismo, para especializarlos en otros delitos como el de lavado de activos, financiamiento de terrorismo, trata de personas y el crimen organizado.

 

“Con esto se permitirá una visión integral y proactiva en la lucha contra los citados delitos y la criminalidad organizada, así como accionar debidamente contra sus ganancias ilícitas, enmarcados en el Estado de derecho, debido proceso y derechos humanos”, puntualizó.

 

El curso se desarrollará a lo largo del año en diversos distritos judiciales a razón de 50 alumnos por jornada.

 

Las sesiones tendrán lugar en los distritos judiciales de Lima, Loreto (Iquitos), Puno, Ucayali (Pucallpa), Tacna, La Libertad (Trujillo), San Martín (Moyobamba) y la zona del VRAE que comprende los distritos judiciales de Ayacucho, Junín, Huancavelica, Cusco y Apurímac.

 

De esta forma la Academia de la Magistratura cumple con la ejecución de su objetivo de desconcentración de las actividades de formación y actualización de los magistrados de todo el país, poniendo énfasis en los temas de mayor incidencia en cada distrito judicial.

 

“Se busca una capacitación especializada dirigida a funcionarios del sistema de justicia penal y a quienes están involucrados en el control de fronteras, inteligencia financiera, y otros con competencia en la custodia de la seguridad pública en el Perú, que les permitirá un mejor dominio y aplicación del marco jurídico nacional e internacional”, precisó Távara Córdova. (WGN)