-En defensa de miles de jóvenes peruanos que no tienen voz ni voto en este tema

-La medida cautelar de la DP fue aceptada por el Primer Juzgado Constitucional de Lima

Hoy miércoles no habrá sorteo para elegir a los 12,500 jóvenes que serán incorporados al servicio militar. El Primer Juzgado Constitucional de Lima aceptó la medida cautelar presentada por la Defensoría del Pueblo, que considera a la norma discriminatoria. Este recurso que se presentaría fue comentado por la oficina Defensorial de Loreto que jefatura Lisbeth Castro.IMG_3196

En sí la resolución argumenta que no se ha cumplido con justificar las razones que obligan a un sorteo, pues no hay “riesgo inminente de la seguridad nacional”, que el “sorteo constituye una manaza para un grupo de personas, entre ellas las de mayor pobreza y exclusión”, señala el documento en respuesta al recurso de la Defensoría del Pueblo.

Precisa también que la medida cautelar es provisoria, por lo tanto puede modificarse ante nuevos elementos de juicio. “El citado sorteo podrá ser realizado, de allí que tal situación puede ser reversible”.

La norma contempla que quedaban excluidos – además de los presos y cabezas de familia – quienes paguen una multa de S/.1.850 y quienes cursen estudios universitarios. Esto fue considerado por la Defensoría como discriminatorio. Esto “no se condice con el modelo voluntario del servicio militar”, añade la resolución.

En el sorteo iban a ser seleccionados 12.500 jóvenes de un universo de 706.688 varones entre 18 y 20 años de todo el país. Este proceso desató críticas de diversos sectores sobre todo de los padres y madres de familia que tienen a sus hijos estudiando en los diversos institutos superiores de las 25 regiones del país.

El documento añade que la norma prevé una prohibición para el reclutamiento forzoso, pero a su vez el sorteo “constituye un reclutamiento forzado en tanto que no corresponde a un acto voluntario”. Esto confirma lo manifestado por Lisbeth Castro en torno a las gestiones que se realizaban al más alto nivel de la Defensoría del Pueblo en Lima. (DL)