Antes que ocurra una desgracia porque hay peligro de desplome

En atención al Oficio N° 713-2017-GSM-MPM suscrita por la Gerencia de Servicios Municipales de la Municipalidad Provincial de Maynas, el fiscal provincial de la Segunda Fiscalía de Prevención del Delito de Loreto, Carlos Costa Angulo, realizó un operativo inopinado a los establecimientos comerciales de diversión de construcción rústica ubicados en la primera cuadra de la calle Pevas, con la finalidad de verificar las condiciones de salubridad, antigüedad de instalaciones y otros para prevenir y combatir delitos contra la seguridad pública, en la modalidad de delitos de Peligro Común y Estragos.

El operativo contó con la participación del jefe de Defensa Civil y personal de Serenazgo de la municipalidad provincial de Maynas y de inspectores técnicos en seguridad de edificaciones- CENEPRED; con quienes se inspeccionó al establecimiento comercial denominado “Pub-Bar-Restaurant Ajarys”, quien poseía en la puerta de ingreso un comunicado de cerrado no habrá actividades económicas hasta nuevo aviso.
Seguidamente, los inspectores realizaron un recorrido por los exteriores de dicho establecimiento, verificando que la infraestructura -construcción de madera- presenta deterioro de la columnas, producto de los vientos huracanados sucedidos el pasado viernes 01 de diciembre; asimismo, deterioro del material del cual están construidas las columnas quedando en peligro de un desplome inminente de toda la infraestructura, siendo determinado por los ingenieros presentes como alto riesgo a la edificación.

Del mismo, se verificó a los establecimientos vecinos a este, consistente en el Nikoro y al Amazon Bruze, solicitando a funciones a quien corresponda de la municipalidad provincial de Maynas adoptar medidas administrativas contra los propietarios de estos establecimientos porque atenta contra la salud pública.

Finalmente, el representante del Ministerio Público exhortó y recomendó al jefe de Defensa Civil a adoptar acciones y medidas de seguridad contra el propietario del establecimiento denominado “Ajarys” a fin de que antes de su reapertura corrijan y levanten las observaciones indicadas por los ingenieros del CENEPRED; asimismo, adoptar acciones administrativas correspondientes respecto al establecimiento denominado “Nikoro Bar” por cuanto al parecer por la noches consumen sustancias prohibidas atentando contra la salud pública de los vecinos y que a su vez contra el patrimonio de las personas que frecuentan por esta zona. (Gonzalo López)