Por: Manuel Fernando Flores Orellana   (mflores2508@hotmail.com)

San Antonio del Estrecho, conocido simplemente como El Estrecho, se encuentra ubicado en la frontera con Colombia, es la capital del Putumayo, uno de los 13 distritos de la provincia de Maynas, Región Loreto. Su territorio está asentado en casi toda la faja fronteriza con Colombia, en la ribera del caudaloso río Putumayo, afluente del Amazonas.

La población del Putumayo cuenta actualmente con más de 10,000 habitantes. Conviven en esta zona del país familias mestizas y nativas que pertenecen a las etnias Tupí-Guaraní, Yagua, Huitoto, Bora, Quechua y Secoya. La caza y la pesca son las actividades principales de los pobladores.

El alcalde, Segundo Julca Ramos, dijo que ha pedido apoyo al Ministerio de Agricultura para promover el cultivo de arroz.

Como ocurre con los pueblos de gran parte del país, El Estrecho fue marginado y excluido por los gobiernos pasados, sumido además en una situación de soledad y olvido durante muchos años.

Desde 1942 es capital distrital, pero hasta ahora gran parte de esa zona no cuenta con fluido eléctrico ni carreteras que permitan enlazarse con otras ciudades de Loreto. De Iquitos al Estrecho se puede viajar solo por río o por vía aérea.

El costo en avioneta es de 400 nuevos soles ida y vuelta y el servicio es solo dos veces por semana. Esta alternativa no está al alcance de la gran mayoría de la población, que carece de recursos económicos. El viaje por río puede demorar entre 15 a 20 días.

Después de muchas décadas de reclamos no atendidos, el pasado 14 de julio, los pobladores de San Antonio del Estrecho, a propósito de la mismísima visita del Jefe de Estado, vieron y sintieron que por fin ellos también son peruanos.

Hubo fiesta en el pueblo por la inauguración del Centro de Atención Primaria (CAP) del Seguro Social, obra que se hizo realidad en tiempo récord. El alcalde recordó que en octubre del 2011 hicieron el pedido al presidente de la República.

Precisamente, el jefe de Estado, Ollanta Humala, ministros de Estado, el presidente ejecutivo de ESSALUD, el presidente regional de Loreto, así como otras autoridades regionales participaron de la celebración. Los festejos, como era lógico, empezaron desde muy temprano. Hombres y mujeres se volcaron a las calles para celebrar con la actuación de grupos de danzas y música de la región.

El presidente de EsSalud, al entregar la obra, afirmó que la inauguración del nuevo centro de salud es otro paso de su gestión para extender la seguridad social a más peruanos, sobre todo de las zonas más pobres y alejadas del país.

El presidente de la República señaló que el hecho que recién ahora funcione un CAP del Seguro Social en la frontera, por primera vez en la historia, es otra muestra que el Estado siempre estuvo de espaldas a los pueblos del Perú que viven en situación de extrema pobreza.

Recalcó que ahora, con su gobierno, se priorizará el apoyo a los pueblos de la zona de frontera en su objetivo de forjar un país más integrado y con justicia social, sin embargo somos conscientes que falta mucho por hacer, ojalá que esto sea solo un comienzo para lo que vendrá después. Loreto y la Amazonía se lo merecen.

Otro anuncio importante fue la firma de un convenio para dotar a la población de electricidad permanente y de calidad las 24 horas del día. Sus palabras fueron celebradas con júbilo por la multitud congregada alrededor de la Plaza de Armas.

El alcalde, Segundo Julca, señaló que soplan vientos de cambio que terminarán más de “100 años de soledad” para los pueblos de la frontera.

El inaugurado centro hospitalario funcionará en el primer piso del local municipal del Putumayo. Fue acondicionado e implementado en menos de 100 días, con una inversión de 170 mil nuevos soles. Atenderán médicos, enfermeras y obstetras.