• Promovido por el Comité de Defensa del AguaEste viernes en el CNI conversatorio “Arboricidio de los bosques de la piña, del umarí y del palo de rosa”

La ingeniera  Lucila Pautrat, coordinadora de Kené Amazon, expondrá sobre el enorme daño socioambiental perpetrado en Tamshiyacu y la amenaza que constituye los monocultivos industriales para la Amazonía.
El conversatorio denominado “Arboricidio de los bosques de la piña, del umarí y del palo de rosa”, es promovido por el Comité de Defensa del Agua, y será este viernes desde las 10:30 am.  hasta las 12:30 m. en las instalaciones del Colegio Nacional de Iquitos.
José Manuyama, del Comité del Agua, indica que dentro del conversatorio presentaron testimonios de campesinos afectados por esta depredación. “Es un actividad más en la lucha de la sociedad civil por defender la dignidad mellada de los campesinos y el ambiente amazónico por parte de Dennis Melka y Cacao del Perú por la brutal deforestación perpetrado en Tamshiyacu y asegurar la sanción a los responsables y a impedir que siga deforestando miles de hectáreas. Estarán campesinos afectados y una experta en el problema como es Lucila Pautrat”, precisa.
Señalando que este conversatorio es un anticipo a la movilización programada para el jueves 19 de mayo, “En la medida que la población se informe del grave problema que sucede comprenderá por qué debe movilizarse el 19 de mayo a días del Día Mundial de la Diversidad Biológica”
Como se recuerda, en el pasado el bosque fue el mejor medio de subsistencia de numerosos pueblos amazónicos y en el presente contiene el mayor potencial de factores de riqueza capaces de atender nuestras necesidades más urgentes como nuestro desarrollo más pleno. Sin embargo, desde hace casi tres años se inició la destrucción masiva de más de dos mil hectáreas de bosques primarios, con alta diversidad biológica, en la localidad de Tamshiyacu, por parte de la empresa Cacao del Perú Norte S.A.C. de propiedad de Dennis Melka, especulador financiero que ya ha depredado miles de hectáreas de bosques en otros países.
“Ante este atentado, se ha puesto de manifiesto la pasividad de la Fiscalía en Materia Ambiental, del Poder Judicial, del Ministerio de Agricultura, del Ministerio del Ambiente, de la Presidencia del Consejo de Ministros, del gobierno Regional y de la Municipalidad Distrital de Fernando Lores. Además, existe hoy la amenaza de que se siga incrementando la frontera de la depredación y hay indicios de que detrás de una aparente actividad productiva lo que está de por medio es llevar las tierras de la Amazonía a las bolsas de valores internacionales para especular financieramente mientras se las destruye”. (MIPR)