• Comuneros se oponen a que se repare ruptura de la tubería hasta que llegue la premier
  • Ya lleva una semana que el crudo sigue derramándose y contaminando.
  • Según líder de esa comunidad, Mercedes Aráoz estaría mañana en la zona. 

Está tensa la situación en la comunidad nativa de Chapis, distrito de Manseriche, provincia de Datem del Marañón, debido al derrame de petróleo ocurrido en esa zona. La semana pasada en Iquitos, ‘La Región’ entrevistó a Ismael Pérez, líder de ese lugar, que dio a conocer sobre lo que estaba aconteciendo con el oleoducto norperuano en cuanto a una ruptura de la tubería.
Hoy se cumple una semana y el señor Pérez, ya en su comunidad, nos hizo llegar imágenes de cómo continúa el derrame debido a que ellos mismos no quieren que nadie ‘meta la mano’ (entiéndase Petroperú para la remediación) hasta que no llegue una comisión de la Presidencia del Consejo de Ministros, encabezada por Mercedes Aráoz.
Es así que el día 10 de noviembre, una comisión encabezada por el subprefecto de la provincia de Datem del Marañón, Jaime Sinti, fiscal provincial, Policía Nacional del Perú y la prensa local viajaron a la comunidad nativa de Chapis.
El sábado 11, al promediar las 10 de la mañana, se realizó la reunión comunal junto a los apus representantes de las comunidades anexas de Chapis (Ajachin, Chapis, Capernaun, Wee y Alegría). Ahí también se integraron los representantes de Petroperú.
En la reunión los apus y comuneros presentaron sus preocupaciones y reclamos sobre el caso del derrame de petróleo ocurrido el martes 07 del presente mes. Al inicio, las autoridades, apus y comuneros llegaron a un buen entendimiento para cerrar la fuga del crudo para que la contaminación y los daños no sean más considerables.
Luego con la llegada y participación del señor Ismael Pérez, se llegó a tan solo dos conclusiones: permitir a la comisión a que visite la zona afectada por el derrame; y permitir el levantamiento de un acta en el lugar de los hechos.
Con estos acuerdos, la comisión se trasladó juntamente con un grupo de ciudadanos y en una caminata de hora y media llegaron a la zona del derrame, constatando los hechos.
Un grupo de trabajadores de Petroperú que se encontraba vigilando, fueron advertidos para que se retiren del lugar a petición de los comuneros de la zona. Asimismo, no se permitió que se cierre la ruptura de la tubería y hasta el momento sigue la fuga del petróleo agravando la contaminación.
Cabe mencionar que esta decisión fue tomada por los pobladores ya que su líder Pérez, mencionó que mañana miércoles 15 tenía confirmada la presencia de la presidenta del Consejo de Ministros, Mercedes Aráoz, y con esa comisión llegarían a muchos acuerdos y recién se cerraría la fuga del crudo. Es decir, el inicio de las labores de contingencia no se dio y el petróleo sigue derramándose en cantidad.
(Gonzalo López)