Pages Navigation Menu
.

“No doy mi dirección ni mi teléfono a los pacientes del hospital”

- Doctor Horacio Ramos se defiende de las denuncias

Se defiende. El otorrinolaringólogo del hospital Regional de Loreto, Horacio Ramos Santillán, salio al frente para aclarar las denuncias en su contra por supuestamente estar llevando a pacientes del “Felipe Arriola Iglesias” a su consultorio particular.

Horacio Ramos.

Horacio Ramos.

El médico dijo que se han brindado informaciones tendenciosas porque él nunca les ha pedido a los usuarios del hospital que vayan a su local privado. Ramos reconoció que sí fueron varias personas a su consultorio, pero lo hicieron porque alguien les brindó la dirección y no porque él se los haya pedido.

“A ningún paciente no le doy mi dirección ni mi teléfono, precisamente para evitar este tipo de malas interpretaciones. Inclusive, algunos me preguntan donde queda mi consultorio y les respondo que no tengo. Gracias a Dios cuento con pacientes privados que sustentan mi desarrollo.

Nadie puede mostrar documentos firmados por mi persona donde les diga que vayan a mi consultorio. Y si han ido, es porque han buscado en la guía telefónica o porque terceras personas ajenas a mí me habrán recomendado”, señaló.

Asimismo, el doctor Ramos afirmó que desde hace tiempo viene pidiendo que implementen los diferentes departamentos del hospital Regional, pero las autoridades solo compran lo mínimo. Por eso, hasta tiene que llevar los equipos de su consultorio para poder atender a los pacientes.

“Yo no puedo estar haciendo pedidos a cada rato, esa también es responsabilidad del director del hospital, del director de Salud y del presidente regional. Hace años que venimos luchando para que implementen los departamentos y sin embargo seguimos limitados”, indicó.

Finalmente, el otorrinolaringólogo sostuvo que no hay motivos para sancionarlo porque él no ha cometido ninguna falta grave. Y si el doctor Martín Casapía decide hacerlo, él también sabrá apelar a la vía legal porque lo estaría difamando.

“No hay razón para sancionarme disciplinariamente, entiendo que si el director tiene conocimientos de administración no lo va a hacer porque yo no he hecho ningún cobro indebido y mucho menos le he dicho a los pacientes que vayan a mi consultorio. Si él decide iniciarme un proceso, sabe perfectamente que tengo derechos para denunciar por difamación”, recalcó. (MC).c

.
.